Acusa artista alteración de escultura

Publicada el

  • Acusa artista alteración de escultura

    La Ninfa Tetis. La escultura de esta fuente ubicada en la Alameda, ahora luce negra. Fotos: Jonathan Juárez

Lejos de recibir mantenimiento en su estructura original, las estatuas de plazas públicas fueron alteradas, acusó el pintor y muralista, Jesús Oñate Moreno.

Tras recibir mantenimiento por el gobierno municipal, fueron devueltas a su lugar original pero de un color distinto a la imagen que tenían desde su creación.

Permitir dicha acción, es un riesgo a que las dependencias municipales terminen por dañar a los monumentos importantes de Celaya, acusó Oñate Moreno.

En un recorrido se pudo observar que varias estatuas fueron pintadas, aunque en algunos casos de colores diferentes, como negro y café.

Por ejemplo, la Fuente de la Alameda actualmente es color negro, pero en una antigua foto se puede ver la obra en su esencia.

“La mujer del cántaro” fue hecha de cobre por el escultor  Louis Sauvageau, y se inauguró en Celaya en 1934, donada por el político de este municipio, Manuel Balderas. Posteriormente fue pintada en color cobrizo.

La situación también se ve en otras más que se encuentran en la Alameda, donde incluso hay un pedestal sin estatua.

En el lugar también se puede ver que las estatuas ya no cuentan con la placa que mostraba información sobre las mismas.

Oñate Moreno manifestó que dichas obras generalmente son de bronce o fierro colado, y son coloreadas a fuego, con soplete y ácidos.

“No sé a qué dependencia toque el mantenimiento de estas obras, pero el peligro están en que de seguir así con estás entre comillas restauraciones, al rato el cura Hidalgo y el mismo Papa Juan Pablo van a aparecer todos enchapopotados (refiriéndose al color negro).

“Originalmente, lo único que hay que hacer es limpiar, eliminando el polvo que se acumula con el tiempo, lavando con agua y detergentes”.

Otra estatua que también se pintó de color negro fue la de Ignacio Allende, realizado por un escultor de nombre Refugio Padilla, que se encuentra colocada en la plaza de San Agustín, y se inauguró en septiembre de 1910.

Cabe recordar que fue en meses pasados cuando el Municipio avisó de la rehabilitación de las esculturas, para lo cual las removió de sus sitios, y luego las devolvió.



#NotiMinuto

  • Tecnoteca

  • Viralzate