Ejecutan y queman a hombre en Abasolo
REDACCIÓN/ABASOLO / Publicada el 27/03/2014


Los jornaleros hicieron el reporte a los elementos se Seguridad. FOTO: ESPECIAL

El cadáver calcinado de un hombre fue encontrado a un costado de la carretera estatal Abasolo-El Tule, cerca de la comunidad Estación Abasolo.

La víctima, Antonio González, de 48 años de edad y con domicilio en la zona Centro de Abasolo.

El cuerpo fue identificado por su esposa quien aseguró que anoche la había golpeado.

Agregó que Antonio se dedicaba a vender droga y que enero lo amenzaron de muerte.

Las primeras evidencias indican que la víctima se arrastró pocos metros aún con vida, se cree en la posibilidad de que haya sido agredido a balazos para luego ser incinerado.

Cerca de las 8 de la mañana de este miércoles, las autoridades ministeriales tomaron conocimiento de una persona muerta, a un costado de la carretera estatal Abasolo-El Tule en la intersección que lleva a la localidad La Carroza, del municipio de Abasolo.

Las autoridades encontraron el cuerpo de una persona sin vida, del sexo masculino, de aproximadamente 25 a 30 años de edad, de quien no hallaron pertenencias o identificación.

Donde se encontraba el cuerpo, fueron localizados restos incinerados, probablemente fue rociado de algún combustible para acelerar el proceso de quemarlo.

Los resultados de la autopsia revelarán si la persona fue asesinada antes o le prendieron fuego cuando se encontraba aún con vida.

En el lugar del hallazgo se encontraron elementos que comprueban que la víctima se arrastró por tres metros, rastros que fueron minuciosamente fotografiados por personal pericial de la Procuraduría General de Justicia del Estado (PGJE).

El cuerpo lo encontraron personas que acudían a trabajar por la mañana, en una de las carreteras más transitadas en el medio rural abasolense.

La Subprocuraduría General de Justicia del Estado, de la región B, confirmó el hallazgo e informó que el tema lo investiga la Unidad Especializada en Investigación de Homicidios.

En las localidades vecinas aseguraron no haber escuchado disparos, además, con apoyo de un detector de metales, elementos periciales realizaron una búsqueda exhaustiva de casquillos y ojivas de bala con resultados negativos.

La zona fue acordonada por Policías Municipales, Ministeriales y de las Fuerzas de Seguridad Pública del Estado para evitar se borraran rastros.

El agente del Ministerio Público ordenó el trasladado del cuerpo al Servicio Médico Forense de la ciudad de Irapuato para la necropsia de ley.