¡Medita a colores!

De Ti Depende
|

Cuántas veces a la semana llegas a tu casa y no dejas de pensar en los pendientes del trabajo, el pago de la hipoteca o los problemas familiares.

Concéntrate, saca tus colores y no pienses más...¡Ilumina! Foto: Shutterstock.

Cuántas veces a la semana llegas a tu casa y no dejas de pensar en los pendientes del trabajo, el pago de la hipoteca o los problemas familiares. ¿Qué haces para liberar tu mente de la ansiedad y el estrés? ¿Ya probaste colorear mandalas?

Desde la Ciudad de México, Mónica Martínez, maestra del taller de mandalas del colectivo Camino

Al Mar y Consuelo Pellicer, diseñadora gráfica y artista creadora de mandalas, explica qué son y cómo usarlos.

¿Qué son?

*Círculos que en el interior contienen figuras (geométricas, formas de la naturaleza, símbolos, etcétera) acomodadas de manera simétrica.

*En el budismo se usan como medio para la meditación.

Para iluminar

*No hay reglas. La recomendación es seguir tu instinto al elegir el mandala, los colores, la técnica y la forma de colorearlo.

*Olvídate de la expectativa, no tiene que quedar “bonito” o “armónico”. Lo importante es que tranquilice la mente.

Sentimiento

*A veces pueden reflejar cómo nos sentimos. Si tu mente está saturada de pensamientos desordenados, es posible que prefieras un mandala geométrico, pero esto no es una regla.

*Relajan la mente porque obligan a concentrarse sólo en las figuras que se están coloreando.

¡Anímate!

*Dibuja un círculo pequeño que será el centro.

*Traza una cruz cuyo centro coincida con el centro del círculo y alarga las líneas en toda la hoja.

*Para empezar dibuja los círculos que rodearán al centro. Dibuja una figura (triángulo, círculo, flor, punto, línea) en cada punto cardinal.

*Dibuja tantas franjas con distintas figuras como desees y colorea.