Rechaza queden presos detenidos con armas

Local
|

Cuestiona Presidente de barra de abogados la propuesta del gobernador Miguel Márquez

José Mario de la Garza Marroquín, presidente de la Barra Mexicana, Colegio de Abogados. Especial

“No hay que ofrecerle a la población que porque subes la pena o porque haces eso de (que) un delito amerite prisión preventiva, vas a resolver un problema porque es un engaño, no funciona así en ningún lado”, sostuvo José Mario de la Garza Marroquín, presidente de la Barra Mexicana, Colegio de Abogados.

Lo anterior, en relación a la repetida petición del gobernador de Guanajuato Miguel Márquez Márquez sobre la reforma del artículo 19 para obligar prisión preventiva, entre otros, a quienes porten armas de uso exclusivo del ejército, lo que daría elementos para reducir la violencia.

“Se vende muy bien políticamente el decir que esto va a tener más penas, pero no tienes infraestructura para enfrentar esas penas, tenemos un catálogo de delitos inmenso, pero las penas no se aplican”, agregó el abogado.

“Que lo enfrenten en la cárcel (su proceso), no pueden estar en la calle haciendo daño”, demandó Márquez en su V Informe de Gobierno.

“Considero que el ofrecer que cambiando la estructura de un delito vas a resolver un tema de inseguridad, eso, bueno está demostrado que no funciona así. No, tú tendrías que cambiar a tu policía, cambiar el sistema en el que funcionan tus fiscales”,  consideró De la Garza Marroquín.

Comentó que el problema real es que en México se castiga sólo 2% de los delitos, es decir que hay 98% de impunidad.

“No importa que pongas más penas si no logras castigar más que el 2%, los delincuentes van a seguir cometiendo delitos porque estás dejando de castigar al 98%. Los delincuentes saben que no los van a castigar (...) Si tu mañana dices: portar un arma ahora sí va a ocasionar prisión preventiva, pues ya saben que solamente van a capturar al 2%”.

A ello se le agrega que 96% de los delitos no son denunciados, la llamada cifra negra, por lo que una reforma no sirve de nada debido a que la impunidad continúa.

Indicó que a nivel nacional 60% de la población en las cárceles es de ladrones por cantidades menores a los mil pesos.

“En México lo que se castiga es el robo, los demás delitos casi no se castigan, o cuando se castigan es porque hay o un interés político o gente con recursos para poder iniciar un proceso y culminarlo”.

Puso el caso del secuestro y el homicidio, cuyas penas son altas pero el delito continúa cometiendose, sin embargo, “ve cuántos muertos hemos tenido esta semana en México y cuántas personas descabezadas han aparecido”.

En cambio, el Magistrado Miguel Valadez Reyes, presidente del Supremo Tribunal de Justicia y del Consejo del Poder Judicial del Estado de Guanajuato, comentó que la reforma sí ayudará a la reducción de la portación de armas.

“Es obvio que sí tiene que haber una incidencia”, aseguró.

 

Te damos respuesta en 48 horas y puedes disponer del dinero en menos de 10 www.premo.mx