¿Bebé en casa? Te decimos el mejor color para su habitación

¿Bebé en casa? Te decimos el mejor color para su habitación

Decoración
|

Estas tonalidades son clásicas en cuartos infantiles, no pasan de moda pues transmiten tranquilidad,calidez y son más versátiles al agregar.

Esta habitación, con aires vintage, es ideal si buscas que se vea unisex. Foto: El País.


Si algo caracteriza a los tonos pastel es que transmiten ternura e invitan a descansar y a relajarse. 


Con semejantes bondades, no es raro que sean los tonos favoritos a la hora de afrontar un proyecto de decoración infantil e, incluso, juvenil. 


“En el cuarto, el niño va a dormir, por lo que este espacio se asocia con la tranquilidad y el descanso”, dice Susana Gil del estudio Piccolo Mondo.


Bárbara Chapartegui, quien dirige su propia oficina de interiorismo, opina: “Los colores pastel permiten que los espacios sean más luminosos, alegres, acogedores y que transmitan paz. Es difícil cansarse de ellos”.


Violeta, blanco, beige, gris o verde agua son los que conforman la carta de tonos pastel más habituales: son la alternativa a los clásicos rosa para niñas y azul para niños que se han usado durante décadas. 


“Si bien esto no ha cambiado mucho, ahora el beige es el auténtico protagonista”, agrega Gil.


La interiorista Silvia Alfaras, propietaria del estudio homónimo, cuenta que “los tonos fuertes se asocian con valores como el dinamismo o la creatividad”.


Para lograr que una habitación sea armoniosa, se deben conjugar varios elementos: alfombras, lámparas, cortinas, cambiador, papel pintado… Los complementos han de estar adaptados al entorno y ser funcionales.


Las tres expertas en decoración y diseño de interiores coinciden en que utilizar tonos pastel o neutros en los elementos básicos de una estancia es imprescindible, si se quiere tener opción a hacer cambios sencillos en el ambiente a medio y largo plazo.


A la hora de ofrecer consejos clave, Gil hace hincapié en temas de seguridad y en la importancia de que los padres compren los muebles a conciencia. 


Y Chapartegui recomienda la elección de muebles en madera natural, “porque el contraste es mayor y ofrecen un aspecto elegante”.


Por su parte, Alfaras hace una llamada de atención sobre la iluminación –aspecto muy ligado a los colores que se hayan elegido– y a que, en las habitaciones infantiles, se puede jugar más con la creatividad. 


“Son espacios hechos para disfrutar y hay que disfrutar creándolos”, concluye.