¡Cuidado! Estos son los fraudes más comunes

¡Cuidado! Estos son los fraudes más comunes

Finanzas Personales
|

La delincuencia ha creado distintas modalidades para engañar usuarios de la banca; Condusef detectó 6 tipos de fraudes en compras on line.

Alertan por tipos de fraudes bancarios. Foto: Especial


La delincuencia ha creado distintas modalidades para defraudar a los usuarios de la banca en los distintos canales donde utilizan sus tarjetas bancarias, de acuerdo con la Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros (Condusef).


Por ejemplo, en compras por internet, que son la principal queja que recibe este organismo, se han detectado seis tipos de fraudes.

Primero, el "phishing" y "pharming", que son técnicas para obtener información personal de los usuarios y robar la identidad. Generalmente se realizan por correos y llamadas telefónicas apócrifas de los bancos.

La Condusef también ha detectado los "botnets", que son robots informáticos (virus) para obtener datos de la computadora y hacer fraudes en internet.

Otra modalidad de fraude es el "re-shipping" que se conoce como "la mula", es decir, una persona que a cambio de una comisión reenvía al delincuente la mercancía que compró el usuario.

A lo anterior se suman las campañas falsas de afiliación para obtener descuentos en comercios electrónicos, con las cuales la delincuencia obtiene información de los clientes de la banca.

Mario Di Costanzo, presidente de la Condusef, destacó las compras trianguladas entre una tienda pirata y una legal, así como el fraude "account takeover", que es el hackeo de cuentas de usuarios en tiendas de comercio electrónico, como sucedió con Uber.

De enero a septiembre de 2017, la Comisión recibió 2.3 millones de quejas de comercio electrónico, es decir, 109 por ciento más que en 2016.

Por terminales de cobro de los comercios se recibieron 1.6 millones de quejas, que es 17 por ciento menos respecto al año previo; sin embargo, es mayor al nivel de 2011, de 1.5 millones.

Los fraudes se cometen por "skimming", que es un dispositivo para copiar y robar datos de la banda magnética de las tarjetas, la cual se coloca sobre otras tarjetas llamadas "paloma" con las que la delincuencia hace fraude posteriormente.

Por ello, sigue siendo un peligro dar la tarjeta a la persona que cobra en una transacción, ya que apuntan los 16 dígitos de la tarjeta, fecha de vencimiento, código de seguridad y nombre del titular, datos con los que es posible hacer compras por internet.

En cuanto a los cajeros automáticos, la Condusef refirió la colocación de "skimming", donde se introduce la tarjeta; el tallado de las mismas, donde una persona se ofrece a limpiar la tarjeta, por lo que la toma y regresa otra; la retención del dinero, que queda atrapado en la máquina, y de la tarjeta, que finalmente obtiene el delincuente cuando el usuario se va.

Finalmente, la captura del número de identificación personal (PIN, por sus siglas en inglés), ya que el delincuente observa cuando se introduce esta clave e idea cómo obtener la tarjeta.