VIDEO 'Hooligans' irrumpen entrenamiento del Sporting de Lisboa y agreden a jugadores

VIDEO 'Hooligans' irrumpen entrenamiento del Sporting de Lisboa y agreden a jugadores

Deportes
|

Unos 50 'ultras' interrumpieron los entrenamientos para golpear a jugadores y técnicos.

El delantero Das Bost quedó malherido en el vestuario. FOTO: Especial.


El fútbol portugués fue sacudido el martes, cuando un grupo de hinchas logró irrumpir en el predio de entrenamientos del Sporting Lisboa y agredió a los jugadores y técnicos.


RTP, el canal de la televisión pública, informó que unos 50 intrusos, con rostros cubiertos para no ser identificados, interrumpieron el entrenamiento en Alcochete, a unos 20 kilómetros al sur de Lisboa. 


El canal mostró imágenes del rostro sangrante del delantero holandés Bas Dost y de un camerino destruido


La policía detuvo a 21 sospechosos horas después del incidente, informó la subsecretaria del interior Isabel Oneto. 


Este tipo de violencia “hooligan" que ha afectado a otros países europeos no tiene precedentes en Portugal. 


Sporting emitió un comunicado en el que condenó lo que consideró como “actos de vandalismo y agresiones a nuestros jugadores, técnicos y personal”. 


La liga portuguesa condenó también “los actos violentos a los que fueron sometidos hoy jugadores y cuerpo técnico del Sporting Lisboa”. 


“Los autores de estos desmanes no son aficionados al fútbol, son delincuentes”, indicó la liga en un comunicado. 


Sporting quedó fuera de la próxima Liga de Campeones, tras caer en la última fecha de la temporada, el fin de semana anterior. Esa derrota significó que perdiera el segundo puesto. 


Ahora, el equipo se prepara para enfrentar el domingo a Aves, en la final de la Copa de Portugal. 


La agresión representa otro capítulo para el olvido en la presente temporada del Sporting. 


El presidente del club, Bruno de Carvalho, tronó en las redes sociales contra sus propios jugadores, mencionando a varios por su nombre, tras una derrota el mes pasado. Los jugadores respondieron exigiendo respeto y el entrenador Jorge Jesus tuvo que negar públicamente que sus pupilos hubieran sido suspendidos por el club.