¿Cómo los drones ayudarán a la industria de la construcción?

¿Cómo los drones ayudarán a la industria de la construcción?

Ideas y Estilo
|

Distintos tipos de profesionistas han incorporado el uso de drones para desarrollar proyectos de construcción.

Drones siendo utilizados durante construcción. Foto: Ilustrativa.

Por ahorrar dinero y mejorar la seguridad, los drones se han convertido en herramientas indispensables en la construcción y bienes raíces.

Como presidente de una dinastía vitivinícola de 700 años de antigüedad, Lamberto Frescobaldi está supervisando una obra en construcción en uno de sus viñedos de la Toscana utilizando una tecnología que a sus antepasados les habría parecido fuera de este mundo: los drones.

Los drones se han convertido en herramientas indispensables en la construcción y los bienes raíces. Su costo relativamente bajo y facilidad de manejo han vuelto el trabajo más eficiente para arquitectos, paisajistas, topógrafos, constructores e ingenieros estructurales.

Al lanzar un dron sobre el viñedo en el Perano, en la región del Chianti, al sur de Florencia, Frescobaldi puede examinar el avance de un jardín de 2 mil 300 metros cuadrados que se construye en el techo de una de sus bodegas. El jardín será un lugar para degustar vinos, una estrategia de mercadotecnia crucial para el negocio del viticultor, Marchesi Frescobaldi.

Richard Shelbourne, arquitecto paisajista británico que diseñó el jardín, dijo que las imágenes de los drones ayudaron a refinar el proyecto.

“El diseño del jardín, que comenzó en mi cabeza y luego se calculó y se plasmó en papel, ahora podía ser visto a escala real desde el aire, y todas las líneas y curvas estaban en el lugar correcto”, dijo.

El dron permitió a los hombres observar el trabajo de excavadoras y carretillas motorizadas, así como la construcción de pérgolas, fuentes y veredas. Tras ver las imágenes del dron, decidieron modificar una entrada al jardín.

Pequeños, veloces y ágiles, los drones prácticamente han reemplazado al helicóptero para tareas que involucran inspecciones, mediciones e imágenes para mercadotecnia.

En las obras, los drones están ahorrando dinero y tiempo al proporcionar imágenes y mapas digitales que se pueden compartir en minutos, dijo Mike Winn, director de DroneDeploy, una compañía de San Francisco que crea software para operar drones con apps móviles.

Los drones están reduciendo el tiempo de viaje de los ejecutivos ocupados, dijo. “La dirección general puede ver lo que está pasando, y el equipo de seguridad, el equipo de costos, los diseñadores —todos pueden contribuir al proyecto, compartir datos y comentar al respecto, sin tener que ir al sitio”.

También podrían mejorar la seguridad. Antes de los drones, dijo Winn, medir el techo de una casa para paneles solares requería que “un tipo con una cinta métrica subiera hasta ahí”, lo que frecuentemente arrojaba resultados imprecisos y, como todo lo que involucra alturas, era peligroso.

Ese riesgo se magnifica en la construcción de rascacielos, dijo John Murphy Jr., un contratista en el Paramount Miami Worldcenter, una torre de condominios de 58 pisos que se está construyendo en el centro de Miami.

“Definitivamente estamos limitando la exposición a los trabajadores”, dijo Murphy, quien en una tarde reciente estaba supervisando vía drone una inspección de instalación de ventanas. La cámara del dron estaba buscando posibles fugas, intrusión de agua y “otras cosas que no se pueden ver desde el interior del edificio”. Antes de eso, el dron se utilizó para revisar la calidad de las conexiones de acero en un puente que une la torre principal con un estacionamiento.

La utilidad de los drones suele comenzar mucho antes de que se vacíen los cimientos. Ayudan a los planificadores a decidir dónde colocar edificios nuevos. Y en el Hotel Foundry, de 87 habitaciones, en el centro de Asheville, Carolina del Norte, el desarrollador envió un dron a la altura y ubicación precisas de un balcón propuesto en el cuarto piso para que le ayudara a decidir cómo aprovechar mejor la vista.

Alexandros D. Papapieris, gerente de desarrollo de McCall Capital, que está convirtiendo un edificio de 1925 oficinas en Bristol, Virginia, en el Hotel Bristol de 65 habitaciones, dijo que los drones simplificaron la venta de un proyecto. “Los drones nos permitieron ilustrar a los inversionistas por qué era una buena idea”.

 

Sigue leyendo:

Dueña de Marlboro avanza en dejar de hacer cigarros por este motivo

Mexicanos pagan más caro tener luz que Estados Unidos

¿Quieres ganar $48 mil al mes? La competencia de Uber te lo promete