Suman 300 casos de cáncer alrededor de presa Endhó por metales pesados en pozos: activista

Suman 300 casos de cáncer alrededor de presa Endhó por metales pesados en pozos: activista

Tula Tepeji
|

De acuerdo con el Movimiento Social por la Tierra, los depósitos de agua registran altas concentraciones de plomo, arsénico y mercurio.

Suman 300 casos de cáncer en las 12 comunidades ribereñas de la presa Endhó, agrega. FOTOS: Especiales


Los siete pozos de agua para uso público que se ubican alrededor de la presa Endhó, en los municipios de Tula y Tepetitlán, presentan altas concentraciones de metales pesados. En la zona existe un registro de al menos 300 casos de cáncer.


Así lo declaró Francisco Chew Plascencia, líder del Movimiento Social por la Tierra (MST), quien comentó en entrevista que hace meses solicitaron un estudio para determinar los niveles de metales pesados en los siete pozos de las periferias de la presa, resultados que fueron entregados el pasado 11 de septiembre.



Este estudio fue realizado por la Subdirección General Técnica, perteneciente al Laboratorio Nacional de Referencias de la Gerencia de Calidad del Agua, de la Comisión Nacional del Agua (Conagua).


Los siete pozos sobrepasan los niveles permitidos de concentración de plomo.


¿EN DÓNDE ESTÁN UBICADOS?


El arsénico, que causa afectaciones en sangre, riñones, sistema nervioso, digestivo y la piel, sobrepasa los niveles permitidos en dos pozos en Tepetitlán: en Pedro María Anaya y Torreón; además de otros dos en Tula: el pozo Benito Juárez, en Santa Ana Ahuehuepan, y en San Francisco Boxay.


En este último los niveles de arsénico se encuentran hasta seis veces por encima de la norma y también tiene altas concentraciones de mercurio, material que es altamente tóxico, además de bromo. El pozo abastece también una parte de la zona centro de Tula, comentó Chew Plascencia.



Agregó que previo a la entrega de los resultados, el director de la Conagua le llamó para expresarle su preocupación por la alta concentración de arsénico en el pozo de San Francisco Boxay y señalar que es importante que deje de funcionar a la brevedad.


El pozo El Torreón también tiene alta presencia de mercurio, manganeso y plomo. Mientras que el pozo de Xochitlán, además de ese último material también presenta concentraciones de manganeso por encima de la Norma Oficial Mexicana (NOM).


Los pozos de Michimaltongo y El Chabacano, pertenecientes a Tula, también fueron analizados, los cuales tienen concentraciones de plomo por encima de la NOM.


“Estamos hablando de 20 mil personas de la ribera que consumen agua, esos son los de la presa, pero si consideramos que hacia Tula están alimentando la ciudad, entonces estamos hablando de alrededor de 100 mil personas afectadas”, afirmó el activista.

REPOSICIÓN DE POZOS


Francisco Chew informó que solicitaron a la Conagua que se realicen estudios de factibilidad para la reposición de pozos en la zona y están a la espera de tener los resultados, “porque con el tiempo la gente irá muriendo”, por lo que insisten en que el área sea declarada zona de desastre ambiental.

Piden activistas declarar desastre ambiental y sanitario en presa Endhó


300 CASOS DE CÁNCER EN LA ZONA

Comentó que el arsénico es una sustancia que puede causar cáncer y que hace poco hicieron un recuento del último año, trabajo que realizaron en dos semanas y documentaron 300 casos de la enfermedad en las 12 comunidades ribereñas de la presa Endhó.

Finalmente dijo que las autoridades no siempre documentan todos los casos y les pidió que si tienen pruebas que la incidencia se encuentra en la media nacional, que los muestren, porque en el MST están seguros que alrededor de la presa Endhó se supera ese límite.