Falta de pipas provoca escasez en Jalisco; y seguirá problema de 10 a 15 días

Falta de pipas provoca escasez en Jalisco; y seguirá problema de 10 a 15 días

México
|

Gobierno de Jalisco que problema se extiende en Ciénega, Valles y parte de Los Altos. 

Foto: Twitter Crónica Jalisco


La falta de pipas ha impedido que Pemex pueda hacer llegar y distribuir en la Zona Metropolitana de Guadalajara los casi 15 millones de litros de gasolina que se requieren diariamente para poder normalizar el suministro; sin embargo, según el coordinador del gabinete económico del gobierno de Jalisco, Alejandro Guzmán Larralde, el déficit de combustible pasó de 60% el lunes a 35% este miércoles.


El funcionario estatal informó que Pemex sólo ha hecho llegar la mitad de combustible que prometió desde este martes, pero reconoció que esta situación no es por falta de gasolina en el país ni por falta de voluntad de la empresa del Estado, sino por falta de vehículos para la distribución.


Ante esta realidad, calculó que el abasto de gasolina en la Zona Metropolitana de Guadalajara no se normalizará en menos de 10 o 15 días, por lo que hizo nuevamente un llamado a los automovilistas a conservar la calma, no hacer compras de pánico y buscar otros medios de traslado, como el transporte público o la bicicleta.


Explicó que la situación de abastecimiento en el resto del estado es alarmante en algunas regiones, como la Ciénega, Valles y parte de Los Altos, donde se reporta la falta de combustible en 70% de las estaciones e incluso en municipios como Magdalena, El Arenal, Tequila, Hostotipaquillo, Cocula o San Martín Hidalgo, donde ya no hay suministro.


No obstante, Guzmán Larralde señaló que en estos municipios es más fácil abatir el desabasto, pues en la distribución no depende de Pemex, sino de las mismas franquicias que envían sus pipas a recargar en Manzanillo, Colima, o Mazatlán, Sinaloa.


Indicó que en la ciudad la zona más afectada es el poniente, pues se han detectado los puntos donde el suministro es constante, como el oriente y la carretera a Chapala, para que los vehículos oficiales se abastezcan y no se interrumpa la prestación de servicios.


Además, sostuvo una reunión con empresarios para conocer si hay afectaciones en el sector productivo y –dijo– hasta ahora no hay problemas mayores.


"Nosotros seguiremos insistiendo ante Pemex, porque si van a cerrar el poliducto porque no hay condiciones, deben tener los vehículos suficientes para hacer llegar el combustible a las terminales y de ahí a las estaciones de servicio", comentó.


Por su parte, el presidente de la Unión de Gasolineros de Jalisco, Colima y Nayarit, Pablo González, indicó que las casi mil estaciones de servicio que hay en el estado han dejado de percibir unos 3 mil millones de pesos por esta situación y los más afectados son los despachadores, quienes prácticamente ganan de las propinas.


El empresario afirmó que hay personas que están intentando sacar provecho y cargan combustible en recipientes inapropiados para después revenderlo hasta en 25 pesos el litro, por ello recordó que el contrato de las franquicias con Pemex prohíbe la venta en bidones por motivos de seguridad y pidió a las autoridades estatales reforzar la vigilancia en ese sentido para proceder a las clausuras.


En tanto, a través de redes sociales, algunos automovilistas proponen un racionamiento de combustible en las estaciones y organizarse para reportar de acuerdo a la terminación de las placas de los autos, de tal manera que los lunes carguen los vehículos con terminación 1 y 2, los martes los que terminan con 3 y 4 y así, sucesivamente.


Sigue leyendo:


Guanajuato, cinco días de emergencia... y Pemex aún no resuelve desabasto de combustible


Diez reglas que deberás seguir para cargar gasolina en Guanajuato


VIDEO. Galilea Montijo le responde a críticos: 'voy a seguir diciendo estupideces'


Niño vestido de superhéroe muere al caer del piso 10