Si León le gana a Monterrey, será una hazaña; opina Omar Oseguera

Si León le gana a Monterrey, será una hazaña; opina Omar Oseguera

Deportes
|

Los números ante Monterrey son negativos y si esta tarde, León gana, ahora sí podríamos hablar de ilusión.

En el último partido en el BBVA Bancomer, Rayados le metió cinco a León. FOTO: Especial


Si León le empata a Monterrey este sábado, será un gran resultado. Si le gana, será una hazaña.


Respetemos la historia, los números que, si bien no juegan, cuentan y hablan, hablan de goleadas de los regiomontanos a los leoneses y de pocas anotaciones de los verdes a los rayados.


Uno de los equipos más complicados para el “verdiblanco” en la Liga, desde su ascenso en 2012, es “La Pandilla”. De 13 partidos en la Liga, sólo 3 victorias y 9 brutales descalabros, algunos de pena ajena.


Los hoy comandados por Diego Alonso, llegarán con 9 partidos (sin contar Copa) al hilo sin conocer la derrota ante La Fiera y un saldo de goles de; 29 a favor y 13 en contra. Cuidado León, sabes bien con lo que te topas.


Vamos a ser honestos, fecha 2 y la oncena de Ambriz no está para atrevimientos, no está para comparaciones, es decir, no está para un tú por tú envalentonado. Además, no hay plantel completo, sumado a que el ecuatoriano Vinicio Angulo tiene apenas tres entrenamientos con Nacho Ambriz, imposibles para empaparse de la idea y conocer a sus compañeros.


De igual forma, Ángel Mena se adapta poco a poco y Dilan Zúñiga luce tímido, sin el peso de un extranjero.


León está para jugar con orden, con precisión, efectividad y con calma. Para dialogar en la cancha, ponerse de acuerdo, corregir y bancar al error, sin importar el nombre del ejecutor. Este León, por ahora y a diferencia de Monterrey, no está para soltarse la rienda de visitante.


No digo que el León salga hoy a no perder, al contrario, pero consciente siempre de lo que puede hacer y para lo que le alcanza. La hazaña de ganarle a Rayados en su casa, habrá que sembrarla en “Sambu”, “El Chapo” o en la mejor tarde de Walter.


Lo que hace años dijo Nacho González, que en ese momento me pareció insostenible, hoy es la fórmula para sumar de visitante; EL PARTIDO INTELIGENTE.


¿Qué es inteligente? Preocuparse, y mucho, del gemelo Funes Mori por ejemplo. Asignarle su marca a Andrés Mosquera, para anularlo como a Gignac, pero sin exceso de intensidad, enfocado y sin errores. Ser inteligente es saber cuándo atacar y con cuántos, cuándo hay que reventar y cuándo hay que salir jugando. Ser inteligente es aceptar la superioridad del adversario en algunos aspectos y contratacarlos, es ser honesto y tratar de no improvisar o quererte hacer el genio.


Cuando apuestas por el “partido inteligente”, sabes que no hay permiso para distracciones, para los “era tuyo” o el “háblame”, es voy porque voy, sin importar a quién me lleve.


Si León le gana a Monterrey, entonces sí, vamos poniendo la “i” y la “l”, a la palabra ILUSIONARSE.


 


PD. Si estás formado en la gasolinera, un acertijo: ¿Si un avión se sostiene en el aire, en dónde se sostiene el piloto?