viernes
18ºC

Dan cristiana sepultura al Padre Pedro en San Miguel

Local
|

Los feligreses y familiares recibieron los restos del Padre Pedro que llegaron de Venezuela.

El Padre Pedro murió en Venezuela.

Esta mañana feligreses y familiares recibieron en el Barrio de San Miguel al Padre José Pedro Campos Moreno, quien murió a sus 42 años en Venezuela, para darle cristiana sepultura a sus restos.

Al medio día, en la Parroquia de San Miguel Arcángel, en el Barrio de San Miguel, su hermano Luis Miguel Campos Moreno, quien también es sacerdote de la congregación de la Divina Infantita, presidió la ceremonia Litúrgica para despedir al padre Pedro.

El padre José Pedro Campos Moreno nació el 12 de julio de 1976, en la quinta cuadra de la calle Río Grijalva, siendo el undécimo de 18 hijos. Fue bautizado en la Parroquia de San Miguel Arcángel y confirmado en la Catedral de León.

“Era una persona muy alegre y cariñosa. Se ganó el cariño de todos” dijo con tristeza el hermano mayor, José María quien relató que les informaron del fallecimiento de su hermano el pasado jueves por la mañana.

El Padre Pedro murió a consecuencia de un accidente “cerebro vascular severo”, mientras conducía de la ciudad de Valera hacia Mérida, en Venezuela, en compañía del administrador del centro vocacional.

“Mi hermano sufrió un accidente cerebro vascular que lo hizo perder parte del movimiento en sus piernas, como iba conduciendo no pudo frenar y orilló su vehículo sin mayores consecuencias. Al descender de éste se sintió mareado y perdió toda su memoria, según nos informaron”, relató su hermano José María.

Fue internado en la unidad de cuidados intensivos en un centro clínico de la ciudad de Valera, donde ingresó en estado grave, y pese a recibir todos los cuidados médicos requeridos, en la mañana de hoy, jueves 6 de septiembre de 2018, aproximadamente a las 11:15 a.m., falleció.

La trayectoria

El padre José Pedro Campos Moreno, de la Congregación de los Legionarios de Cristo, nación en el Barrio de San Miguel.

El Padre Pedro ingresó en el noviciado de la Legión de Cristo en Salamanca (España) en septiembre de 1996.

En 1998 curso sus estudios de Humanidades y Ciencias en Cheshire, Connecticut (Estados Unidos), y a partir de 1999 el bachillerato en filosofía en Nueva York (Estados Unidos).

Trabajó en la promoción vocacional en varias ciudades de Venezuela.

Completó sus estudios de teología en el Ateneo Pontificio Regina Apostolorum de Roma. Fue ordenado sacerdote el 12 de diciembre del 2009, Año Sacerdotal, en Roma.

Posteriormente, desempeñó su labor apostólica en Torreón, Coahuila (México), con grupos de jóvenes y señores del movimiento Regnum Christi.

Después fue destinado a Brasil como promotor vocacional y de allí fue trasladado nuevamente a Venezuela como promotor vocacional, cargo que continuaba desempeñado hasta su fallecimiento.

Fue incinerado en Venezuela. Sus restos fueron recibidos el pasado lunes en el Aeropuerto Internacional de Guanajuato. Y este martes, en el Seminario de los Legionarios, se llevó a cabo una Misa en su memoria, replicada posteriormente al medio día en la parroquia de San Miguel.

“Fue un hombre entregado a su vocación y su ministerio sacerdotal. Se le va a extrañar”, señaló uno de sus familiares.