Cura Personalis: cuidar de la persona

Avatar del

Por: CONTENIDO PATROCINADO

Cura Personalis: cuidar de la persona

Cura Personalis: cuidar de la persona

Norma Angélica Carreón Mendoza

Silvia Guadalupe Landeros Olivares

Instituto Lux

León, Gto. En el marco del 80 aniversario de la fundación del Instituto Lux y viviendo una crisis global por la pandemia, nuestro acto de educar nos remite a su origen: San Ignacio de Loyola y su planteamiento sobre la Cura Personalis, esencia de la propuesta pedagógica-espiritual que direcciona a todos los colegios jesuitas; en donde lo fundamental somos las personas y su cuidado. Por ello, una actividad muy particular en nuestros procesos educativos, es aquella que nos exige a los educadores una atención personal para cada uno de los alumnos que nos han sido confiados, convirtiéndonos en verdaderos acompañantes.

La Cura Personalis significa un cuidado auténtico de los estudiantes, estar dispuestos y preparados para ofrecer una atención preferencial a la vida y al proceso del estudiante, centro de nuestra práctica educativa. La misión de ayudar al prójimo y hacer fecundo el servicio desde ser acompañantes y acompañados en todas las dimensiones personales, es una experiencia irrenunciable, que nos lleva a tener perspectiva de los problemas y sus posibles soluciones.

Cuidar de la persona, escucharla y conocer sus necesidades, es priorizar su ser; es asistir a cada estudiante para reconocer lo que las familias experimentan en sus hogares. Es fundamental en el Instituto ocuparnos de su salud física, espiritual e interpersonal.

Estos tiempos de crisis, duelo, desesperanza e incertidumbre son propicios para renovar las vocaciones, expandir nuestro humanismo y asumir los compromisos, proponiendo la escucha atenta de los signos que interpelan a la humanidad y reconociendo que, en su amplio sentido, nuestra labor de educar evita constreñirse a contenidos académicos y evaluaciones de aprendizajes; implica dialogar sobre lo que nos aqueja como personas e impulsa a la esperanza.

En el Instituto Lux, cerramos filas y apostamos por cuidar de nuestros colaboradores fortaleciendo los lazos de cada equipo de nivel, a través de programas o talleres que nos permiten mirarnos, escucharnos y sentirnos. Propiciamos el cuidado de los profesionales de la educación del mismo modo que promovemos la mirada y escucha atenta con los estudiantes por medio de coordinaciones académicas y de grado que, en colaboración con docentes y el área de psicología, mantienen estrecho contacto con las familias para dar acompañamiento con estrategias y acuerdos que benefician el desarrollo integral de los alumnos en todos los niveles. El trabajo de acompañamiento desde las áreas de Formación Ignaciana y Educación Socioemocional, refuerzan este cuidado personal.

En Secundaria y Bachillerato la presencia de tutores de tiempo completo por generación es indispensable para garantizar la comunicación con los adolescentes. Así mismo, preparamos talleres con padres y madres de familia para hacer frente a los retos de cada etapa de desarrollo y nos hemos reinventado al dar un servicio integrador que busca el bien común.

Hoy como siempre reafirmamos que San Ignacio y su pensamiento es luz en nuestro camino y está vigente porque sin lugar a duda, nada es ni será más valioso que el cuidado de la persona. 

8am

Recibe gratis por email las 8 noticias esenciales de AM, antes de las 8:00 a.m.

8am
En esta nota:

Y tú, ¿qué opinas?