Noticias

A 100 años del natalicio de Olga Costa

La artista manifestó un gusto especial por el paisaje mexicano, y es ahí cuando su atención se centra en Guanajuato.

Por:

La artista se enamor

La artista se enamor

La colorista Olga Kostakovsky, nació en Leipzig, Alemania en 1913. En 1925 arribó con su familia en el Puerto de Veracruz, debido a la situación poco favorable que vivía por las circunstancias referentes a la guerra.
Al llegar a tierra azteca, la joven Olga quedó impresionada por el colorido cultural del País, desde las casitas, las flores, las frutas,  todo le pareció tan  diferente a lo que vivió en Berlín.
Su padre, el violinista y compositor Jacobo Kostakovsky, le heredó el oficio musical, por lo cual se enfocó  a tomar clases de piano durante sus primeros años en México.
Sin embargo, La vida de Olga estaba destinada para la pintura,  pues gustaba de observar el mural  titulado “La creación” de Diego Rivera y fue debido a su interés artístico que ingresa a la Escuela Nacional de Artes plásticas en 1933.
Sus primeras obras vieron la luz en la ciudad de Jalapa en 1935. En ese tiempo se casó con el amor de toda su vida, José Chávez Morado, al cual le encomendaron su primer mural en la Escuela Normal.
Las obras de Olga se destacan por representar la naturaleza en todas sus formas: Los bañistas, Retrado de hombre con gato, Dama de verde. Su particular estilo se define en frutas, flores, rocas y objetos de su colección. Las emociones están presentes en temáticas diferentes.
Con el tiempo la artista manifestó un gusto especial por el paisaje mexicano, y es ahí cuando su atención se queda impregnada en la ciudad de Guanajuato, de ese tiempo surgen obras como: “Los jales” y “Mina de la Valenciana”.
De su trabajo artístico se recuerda un mural titulado “Motivos sobre el agua”, realizado en un balneario de Cuatla, Morelos. En esta obra utilizó la técnica del mosaico, y se alejan de los grandes temas.
Olga Costa vivió los últimos años en su casa ubicada en Pastita Guanajuato. Falleció en 1993 y sus restos yacen en jardín al lado de su esposo, el artista José Chávez Morado.
A 100 años de su natalicio, el Instituto Estatal de la Cultura de Guanajuato, le dedicó el Circuito de Arte Positos que se llevó a cabo en julio, con una serie de exposiciones realizadas  en su mayoría por artistas guanajuatenses.

En esta nota:
  • Sociales