Noticias

Catea PGJE oficina de ‘Chamba México’

Encuentran documentación oficial y en original de algunas de las víctimas. La Subprocuraduría de Justicia de Irapuato espera recibir más denuncias en

Por:

Era un departamento peque

Era un departamento peque

Una de las dos oficinas ubicadas en Irapuato donde operaba la empresa defraudadora “Chamba México” fue cateada la noche del miércoles por la Policía Ministerial.
De esta sucursal ubicada sobre calle 22 de Abril 201, de la colonia Che Guevara, recuperaron documentación oficial y en original, de algunas de las víctimas.
El operativo estuvo encabezado por la Unidad Especializada en la Investigación de Delitos Patrimoniales de la Procuraduría General de Justicia del Estado, además de peritos, confirmó Laura Edith Ortega Pérez, titular de la dirección de Investigaciones de la Subprocuraduría de Justicia de Irapuato.
El cateo inició a las 9 de la noche y concluyó dos horas y media después.

De acuerdo con Laura Edith Ortega Pérez, hasta ayer ya se habían recibido 40 denuncias en Irapuato y 10 más de Salamanca, e informó que tenían agendadas 193 personas en total para recibirse denuncias en Irapuato y 10 más en Salamanca.
Declaró que en la región no hay detenidos, pero ya se pudo obtener la declaración de la gente que reclutaba a estas personas, quienes, según las primeras investigaciones, los “reclutadores” tampoco sabían que trabajaban para una empresa fraudulenta, pues aparentemente los depósitos se hacían a cuentas bancarias.
Inclusive, las personas que trabajaban para la sucursal del bulevar Solidaridad, a la altura de la colonia Rafael Galván, voluntariamente entregaron a la PGJ la documentación de las víctimas.
Sin embargo, la Procuraduría ya solicitó a la Procuraduría de Nuevo León, información de la persona que fue detenida allá, a fin de averiguar si tiene algún vínculo con los fraudes en sucursales de Irapuato.
También solicitaron ya la colaboración de la Procuraduría del Estado de México, para obtener más información de esta empresa central que operada desde el municipio de Toluca.
En caso de la detención de responsables podrían ser acusados de fraude, pero no es un delito grave, pues la pena máxima es de 4 a 10 años de prisión.

Abandonan oficinas de ‘Chamba México’

El departamento en el edificio de la Che Guevara, fungía como oficina y casa con cama y cocina para el matrimonio de Blanca Valencia y Rubén, encargados de reclutar personal para “Chamba México”.
Pareciera que ya sabían lo que estaba por venir, porque dejaron preparadas dos maletas con ropa, pero al parecer, decidieron mejor huir sin nada.
Ocupaban el interior 3 de la segunda planta, estructurada con dos cuartos, un pasillo y una cocina. Estaba todo hecho un desorden.
Uno de los cuartos fue equipado para formar desde enero la sucursal de atención “Chamba México”, con escritorio, equipo de cómputo, pero las paredes estaban tapizadas de avisos.
Al entrar a la oficina, está pegado un primer comunicado con los domicilios de las tres sucursales de la empresa fraudulenta.
La primera en calle 22 de Abril #201 de la colonia Che Guevara, la segunda sobre el bulevar Solidaridad #6735 de la colonia Rafael Galván y la tercera en calle Rayón #499, de la colonia Las Lomas Santa María, municipio de Abasolo y un teléfono con línea en atención en el municipio de Pénjamo: 469-697-65-09.
Pide ayuda
AM logró obtener una carta que Blanca Valencia, el pasado jueves 10 de enero envió a la oficina Comportamiento Comercial de la Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco) solicitando ayuda, aparentemente, al enterarse que trabajaba para una empresa que estaba estafando a los paisanos.
“Disculpe, necesito ayuda por favor y lo más pronto posible. Su correo electrónico fue dado por el Gobierno americano y canadiense. Dijieron que con usted podrían alludarme (sic). Mire yo trabajo para una empresa que se llama Chamba México Agencia de Empleos S.A. de C.V. están registrados supuestamente en Toluca México y León Monterrey”.
“Ellos me dieron trabajo para reclutar personal para llevarlos a Estados Unidos y Canadá, estas personas están pagando 7,000 mil pesos por sus visas. Yo no quiero ser partícipe de ningún fraude, y por eso pedí alluda (sic) a la Embajada de Estados Unidos y Canadá. Al ver que ellos no tienen esta compañía registrada, me dijieron que pidiera alluda con ustedes… (sic)”, declaró en una carta Blanca, que dejó pegada en la oficina.
Otro comunicado pegado en la oficina destaca: “No quiten el Tiempo!!, sino les interesa ir a trabajar, ¡dejen el cupo para los que si quieren ir, este lugar esta fuera de servicio, ¡para aquellos que solo vienen a chismear!; estamos para allaudar y apoyar a todo el que de veras le importe este trabajo y la visa (sic)”.
Además otro: “Ojo, el dinero no es reembolsable solo en casos de emergencia, únicamente su derecho de VISA, menos gastos de cancelación, gracias (sic)”.

Sospecha dueño de edificio de fraude

“Donde sospeché, fue que la gente venía y venía y les estaban dando largas y largas, porque había gente que comenzó su trámite desde diciembre”, relató Isidro Rosas, dueño del edificio en donde rentaba un matrimonio a cargo de la sucursal “Chamba México”, de la colonia Che Guevara.
“Nunca hicimos un contrato de arrendamiento, ellos se llaman Blanca y Rubén, pero yo siento que fueron utilizados, porque desde que llegaron me preguntaron, cuánto va a cobrar la renta, mil pesitos, y aceptaron, estaban en la segunda planta, en el interior 3.
“Fueron utilizados porque primero pusieron su anuncio de uñas acrílicas y luego “Chamba México”, cuando pusieron este negocio, venía bastante gente, pero ellos nunca actuaron sospechosos”, dijo Isidro.
El 25 de octubre del año pasado, el matrimonio de Blanca y Rubén, ambos aproximadamente de 35 años, llegaron a rentar una de las habitaciones del edificio ubicado en calle 22 de Abril.
“Pero yo digo que ellos no tuvieron culpa, la señora puso unas hojitas de libreta: se ponen uñas, se pinta y se corta pelo; pero como no le resultó, agarró él y se fue a buscar trabajo a Telmex.
“Duró como un mes trabajando y encontraron este trabajo y desde ese día puso hojitas blancas; ‘Chamba México’, luego en hojas fosforescentes y después una manta plástica”, comentó.
El pasado jueves 28 de marzo habló con el matrimonio para cobrarles la renta, pero fue hasta el sábado a las 12 de la medianoche que llamó Rubén a Isidro.
“Me dijo véngase, porque ya nos vamos a Estados Unidos, y que tal si nos tardamos, si llega gente, le voy a dejar un número telefónico de Toluca
“Pero me habla un día después, y me dicen, qué cree, traemos un problemón, hay gente desesperada y es que no pasan por nosotros, luego que andaban entre el Ministerio Público en la Ciudad de México y hasta ahí supe”, dijo.

En esta nota:
  • denuncia