Noticias

Causa molestias obra en Sangre de Cristo

Comerciantes de Sangre de Cristo luchan contra el polvo y esperan terminen pronto.

Por:

En

En

“Ni modo, sí hemos tenido afectaciones por la obra pública, pero nos tenemos que aguantar”, afirma Jaime Humberto Venegas, propietario de un negocio especializado en la venta de ropa; dice que su actitud, lejos de ser pesimista, tiene el objetivo de no dejarse arrastrar por la derrota.
“Para mí lo más fácil sería rematar todo y cerrar, pero no debo hacerlo así porque tengo una familia que mantener y varios empleados que también dependen de este negocito”, afirma mientras afuera se escucha el ruido producido por las máquinas que rehabilitan la calle Sangre de Cristo.
Junto al negocio de ropa, se encuentra una rosticería, ahí, Francisco Guerrero ha tenido que cubrir con celofán el arroz, y los tacos dorados que ofrece en “paquete” con su producto principal; el acceso a “El Pechugón” está cubierto por una gruesa cortina de plástico, “para evitar el polvo”.
“El polvo es una verdadera molestia porque a todas horas se levanta la tierra, a pesar de que con frecuencia rocían agua”.
Según Francisco, “las autoridades sí han respondido a nuestras exigencias de mayor vigilancia porque contamos con 4 policías, 2 durante el día y 2 más por la noche, tampoco hemos tenido problemas por falta de agua o afectaciones en el drenaje, pero sí nos urge que la obra concluya lo más pronto posible porque las ventas han bajado mucho”.

En esta nota:
  • comercio