Noticias

Celebra su décimo aniversario El Jardín de los milagros.

“El jardín de los milagros” se engalanó con la presencia de amigos e invitados, con la única finalidad de festejar este día tan especial.

Por:

El violinista Paulo C

El violinista Paulo C

El jueves a las 8 de la noche, “El jardín de los milagros” se engalanó con la presencia de amigos e invitados, con la única finalidad de festejar este día tan especial.
Después de una hora de charla, Fidel Espinosa invitó a todos los presentes a ser parte de una emotiva ceremonia. Enseguida invitó a Ruth Vázquez y a Bricio Domínguez a pasar a su lado, para compartirles unas palabras y después darles una bella sorpresa.
Ruth y Bricio no se esperaban la actuación especial del violinista Paulo César, el cual para esta presentación, compuso una pieza especial, con el mismo nombre del lugar.
Al término de su actuación, el chef Bricio Domíngez agradeció al violinista por su increíble participación, así como a sus amigos e invitados por su asistencia a esta celebración.
Por su parte, Fidel Espinosa mencionó a las personalidades que los acompañaron en esta noche de primavera, comenzando con la presencia de la regidora Clarissa Arrache, Marco Antonio Galindo, y el artista plástico Miguel López Vázquez.
Posteriormente, el artista inauguró su exposición. Para ello, explicó un poco de su trabajo y del proceso creativo. En su momento, le dijo a su querido amigo Bricio Domínguez“Cocinar es como pintar, es un acto de amor”.
Enseguida, les habló a los invitados sobre su mundo artístico, destacando un juego visual en sus cuadros, con collages, donde utiliza elementos escritos como cartas viejas e impresiones digitales. En  palabras de él, esto le brinda la posibilidad de experimentar.
Durante el recorrido, Bricio manifestó la conexión entre ambos, pues aunque muy diferentes de profesión, señaló algo que los ha caracterizado en su estilo, él cocina para crear emociones, y al ver los cuadros del artista,  notó esa misma esencia.
Después de varias sorpresas, los invitados degustaron deliciosos aperitivos cocinados por los hijos de Bricio Domínguez, quien además, se mostró muy satisfecho y orgulloso de sus dos hijos.
Para cerrar con broche de oro, el evento se completó con más música a cargo del violinista Paulo César, que en su momento dijo que la canción “El jardín de los milagros” es una composición creada desde el fondo de corazón, como parte de un lugar que complementa el alma de Guanajuato.

En esta nota:
  • aniversario