Noticias

Continúan extorsiones contra comerciantes

Declara Roberto Serrano Chirino, dirigente de la CANACO, que sus agremiados prefieren no denunciar ante el Ministerio Público por el trato que se les

Por:

Roberto Serrano Chirino, dirigente de la CANACO en la capital. Foto: Especial

Roberto Serrano Chirino, dirigente de la CANACO en la capital. Foto: Especial

Los comerciantes establecidos de esta ciudad se han convertido en el blanco favorito de “extorsionadores”, quienes actúan impunemente ante la negativa de los afectados de denunciar ante el Ministerio Público, debido al trato inhumano que reciben en esta instancia.
“Hay mucha extorsión telefónica pero ya nadie la reporta porque no hay un trato humano en el Ministerio Público. Se lleva uno muchas horas y lo tratan a uno como el infractor”, aseguró Roberto Serrano Chirino, dirigente de la Canaco en la ciudad.
Explicó que esta organización que actualmente está conformada por más de 2 mil integrantes, ya no ve en esta conducta considerada como delictiva, un factor de riesgo, pues prefieren ignorar a los presuntos responsables.
Normalmente, quienes incurren en esta nociva práctica, buscan obtener dinero fácil, pues amenazan con causar daño a familiares, pero muchas veces se trata de gente que incluso no es de Guanajuato.
Explicó que en las dependencias de Gobierno encargadas de la persecusión de los delitos, se carece de estadísticas en la materia, debido a la negativa de los afectados a promover sus denuncias.
“No hay cifras porque a la gente le da pena admitir y no denuncia porque la verdad no sirve de nada”, afirmó.
Y es que cuando la gente se decide a hacer del conocimiento del Ministerio Público del fuero común unos de esos casos, muchas veces pasa de denunciante a incriminado, ya que los agentes carecen de sensibilidad y sentido humano para dar curso a las denuncias.
“Vas, expones tu caso y te señalan, te dicen: ‘Pues tienes enemigos y algo harías’; por lo menos a mí así me pasó”, expresó.
Serrano Chirino llamó a la sensibilidad a los responsables de la instancias dedicadas a la persecusión de los delitos, ya que con su actuar y desempeño desalientan a la gente que busca resolver su problemática por la vía legal.
Señaló que instituciones de esta naturaleza no pueden ni deben actuar de esta forma y más ante el momento tan delicado que en materia de seguridad se vive en todo el País y las ciudades del interior.

En esta nota:
  • DENUNCIA