Noticias

El agua, derecho humano: investigador

Los operadores de los sistemas deben garantizar este derecho y tratar a los consumidores en forma diferenciada.

Por:

El agua es un derecho b

El agua es un derecho b

El acceso al agua potable es un derecho inalienable, consagrado en la Constitución de la República; por ello, los operadores de los sistemas deben garantizar este derecho y tratar a los consumidores en forma diferenciada.
Jesús Soriano Flores, investigador de la UG, explicó que las personas más pobres deben ser tratadas de una forma distinta a quienes tienen recursos económicos.
“El acceso al agua potable es un servicio que todos debemos pagar, sin embargo, como es un derecho humano, se debe proteger con mayor énfasis a quienes de plano carecen del recurso económico, o a quienes por las regiones donde viven es muy difícil que sean atendidos en forma eficiente por los sistemas operadores del agua potable”.
“No debemos olvidar que la Constitución de la República, en su artículo IV especifica que el agua es un derecho básico y que el Gobierno está obligado a brindarlo a todos los mexicanos; de ahí se desprende que no por hecho de no pagar el servicio, éste se corte”.
Soriano, investigador del Departamento de Derecho, fue claro al precisar: “Todos tenemos que pagar el servicio, pero, los organismos operadores de agua potable deben actuar en forma diferenciada, es decir, no se debe medir con la misma vara a las grandes empresas, a las personas pudientes y a los pobres, esa es la base de cualquier derecho humano”.
“A quienes, por ejemplo, viven en regiones donde es imposible contar con infraestructura urbana, se les debe llevar agua potable, aunque sea en ‘pipas’ y no cobrarles dinero alguno, porque, repito, es un derecho inalienable”.
En el foro, realizado ayer en la División de Ciencias Económico Administrativas, la discusión fue clara al señalar algunos que si el agua potable es un derecho humano, como tal, no debe cobrarse el servicio.

En esta nota:
  • agua