Noticias

Una vuelta al pasado

Disfrutan concierto de Laura Carrasco en Templo de Mellado.

Por:

Cerca de 300 personas asistieron; vecinos del barrio ni se enteraron del evento. Fotos: Manuel Carrillo

Cerca de 300 personas asistieron; vecinos del barrio ni se enteraron del evento. Fotos: Manuel Carrillo

Es domingo, el Templo de Mineral de Mellado está casi lleno, tal vez sea el clima, la belleza arquitectónica o la ejecución al órgano de Laura Carrasco, pero se siente una atmósfera de alegría y paz.
Hay como 300 feligreses, muchos extranjeros y algunos habitantes de Guanajuato, ningún vecino de la comunidad minera se acerca a escuchar el concierto incluido en el Festival Internacional de Órgano. En punto de la 1 de la tarde, la organista aparece en medio de aplausos; es la primera vez que viene a Guanajuato.
En el programa se incluyen manuscritos mexicanos que datan de los siglos XVI, XVIII y XIX, sus autores son anónimos; el primero es un texto del Convento del Carmen, de la Ciudad de México; antes de escuchar al viejo órgano, una joven interpreta cantos gregorianos , como si fuera la introducción a esta primera obra.
Ese momento lo aprovecha Laura Carrasco para preparar el instrumento; transcurridos 3 minutos, se lanza a la conquista del público, no le fue difícil.
Llama la atención que en el programa de mano, un texto firmado por el Alcalde, dice: “uno de los principales fines del Festival Internacional de Órgano es acercar a los ciudadanos a expresiones musicales que no suelen ser muy accesibles...”. Pero los habitantes de Mellado no asistieron porque desconocían la realización del festival; en el templo ni siquiera se colocaron carteles, no hubo difusión.

Vive Mellado en aparente calma

Mellado no ha dejado de ser un barrio ‘olvidado del cielo’, como dicen algunos de sus habitantes. En apariencia es tranquilo pero aún es sitio de reunión de ‘lupios’ y compradores de mineral sustraído ilegalmente de las minas. En la memoria de los colonos permanece el asesinato de una extranjera ocurrido hace meses.
“No sabemos por qué la asesinaron, sería bueno que las autoridades ya hablaran de este asunto, antes de que la opinión pública lo olvide”, dijeron.
Además, la presencia de personas que en la noches provocan escándalos al consumir alcohol es otro problema.
“Hasta parece que la Policía tiene pavor, por eso no viene, a pesar de que la llamamos”.
Pero no todo es negativo en Mellado, el área de juegos infantiles es pequeña pero está bien cuidada, la resbaladilla y los columpios están pintados, no hay basura, los arbustos podados.
Los colonos dicen que los propietarios de la tienda del barrio cuidan el área, “todos los días barren, a los arbolitos les ponen abono y les colocan una cerca para que los pelotazos no los dañen”.

En esta nota:
  • Ciudad