BanBajío, el gran navegante

Desde su nacimiento, aprendió a navegar en ellas, como los grandes fenicios, para llevar siempre a buen puerto sus productos y sus activos.

Avatar del

Por: Alejandro Pohls Hernández

BanBajío se forjó en turbulentas aguas. Desde su nacimiento, aprendió a navegar en ellas, como los grandes fenicios, para llevar siempre a buen puerto sus productos y sus activos. En sus 26 años de vida, le han tocado tormentas y vendavales, pero ha sabido conservar el rumbo que le marca la estrella de la responsabilidad social, la honestidad institucional, la eficiencia operativa, y la observancia estricta de las cartas de navegación financieras y bancarias, para la seguridad de clientes y accionistas.  

La Institución, justamente nació como banco regional en medio de un tsunami económico. Aquellos eran tiempos muy difíciles, se sufría la terrible crisis del llamado “Efecto Tequila,” en 1994. Así, entre turbulencias, el joven Banco se formó, creció y maduró… No fue fácil, su tripulación tuvo que remar contra viento y marea para esquivar los arrecifes de las agitadas aguas, y poder continuar así la travesía hasta llegar a un puerto seguro, siempre guiado por su talentoso capitán, Carlos de la Cerda, y por su consejo de navegación integrado por exitosos empresarios, viejos lobos de mar. Otros bancos regionales, que nacieron por esas fechas, naufragaron, no lograron salir a flote…    

Los aciagos tiempos y los avatares que ha vivido el país, fueron el bálsamo con lo que se curó la madera de BanBajío, lo que le permite seguir avanzando a paso firme y seguro, en competitividad, eficiencia, prestigio y rentabilidad, generando así valor para todos: “Es una excelente empresa que hay que mantener en el radar; su sólido crecimiento orgánico, la calidad y crecimiento de su cartera, lo hacen ser una inversión apetecible,” en su momento afirmó Black Rock Wall Street en México, el gestor de activos más grande del mundo. 

Pero, los hechos hablan por sí solos: BanBajío nació con un patrimonio de 120 millones, para alcanzar a la fecha un patrimonio de $33,229 millones de pesos. Pero, el gran navegante, no solamente ha tenido buenos resultados en tiempos de bonanza: En medio de esta crisis económica y sanitaria que vive México, BanBajío reportó en el segundo trimestre un crecimiento de cartera del  4.7% y tuvo ingresos por intereses de $ 5,124 millones de pesos; su  margen financiero fue de $2,885 millones, y el resultado de la operación antes de impuestos, fue de 865 millones; esto, después de haber mandado como reservas preventivas para riesgos crediticios, solo en este trimestre, $ 963 millones de pesos. 

En un escenario de desaleración económica, los depósitos crecieron un 9.6%, la cartera empresarial 2.8%, y el índice de morosidad se ubicó en un exiguo 1.03%, muy por debajo de la media del sector. Su guía, para avanzar este año en las aguas turbulentas, tiene como objetivo utilidades netas por $3,200 millones, después de conformar abultadas reservas, en el entendido de que, de no aplicarse, se mandarían a incrementar las utilidades… 

BanBajío ha seguido la ruta del éxito trazada por la visión del Presidente del Consejo de Administración, el señor Salvador Oñate Ascencio: “Una Institución moderna, de miras altas, apuntando siempre hacia el futuro, para atender y responder a todas las legítimas aspiraciones de empresas y ciudadanos.”  No cabe la menor duda que la Institución seguirá avanzando por la vía del éxito hacia el futuro, como lo ha hecho desde su nacimiento, está muy bien preparado. 

“BanBajío se distingue por sus fortalezas, es uno de los bancos más sólidos del país, lo que ha permitido alcanzar más de un millón de clientes al cierre de este trimestre, con un crecimiento en el año del 9%,” dijo Edgardo del Rincón, el experimentado Director General de BanBajío.  

Por lo tanto, a BanBajío se le considera un sobresaliente jugador del mercado de capitales en la BMV, con excelentes rendimientos, múltiplos muy atractivos, sólido estado de posición financiera, e inmejorables razones financieras. Es un banco con valor. Recuerde, solo los necios no distinguen entre precio y valor.

DA

Opinión

Opinión en tu buzón

Deja tu correo y recibe gratis las columnas editoriales de AM, de lunes a domingo

8am
En esta nota:

Y tú, ¿qué opinas?