Opinión

La lección de hoy

Innovación no significa desarrollar algo más allá de lograr que el hombre nuevamente viaje a la luna. Se trata de identificar las necesidades en nuestra realidad, aquellas que en ocasiones únicamente es necesario unir piezas para ofrecer un diferenciador, mencionó Sebastián Moglia Claps.

Avatar del

Por: Francisco Horta

  La lección de hoy

Innovación no significa desarrollar algo más allá de lograr que el hombre nuevamente viaje a la luna. Se trata de identificar las necesidades en nuestra realidad, aquellas que en ocasiones únicamente es necesario unir piezas para ofrecer un diferenciador, mencionó Sebastián Moglia Claps; quien es experto en e-commerce e invitado por la Cofoce Academy a su curso de estrategias para tener una mejor experiencia en emprendimiento en línea.

Nuevamente asistimos a la que por ahora fue la última charla presencial. A partir del próximo martes el curso será en línea ante las acciones que nos ha obligado a realizar el Covid-19.

Para este “Miércoles de e-commerce” queremos consignar lo expresado por quien recibió el E-word al mejor influencer de negocios en 2018, pues ha desarrollado importantes proyectos de venta en línea para marcas como Domino’s Pizza, Seguros Banamex y Sección Amarilla.

Para ejemplificar a lo que se refiere, mencionó el caso de las rueditas para las maletas de viaje. Luego de muchos años a alguien se le ocurrió poner unas simples ruedas a este objeto, y así no tener que arrastrarlo, favoreciendo también a la movilidad y comodidad.

Para los que se preguntan si la venta en línea será el apocalipsis de las tiendas físicas, la respuesta es no. Para aquellos que se adapten, el resto seguramente tendrá que “bajar las cortinas” y es que si algo es un hecho, es que los negocios en línea crecen de forma mucho más rápida que los negocios tradicionales y de forma exponencial si hacen bien las cosas.

Durante su charla ante representantes de MiPyMEs que quieren exportar en línea o ya lo hacen, pero quieren reforzar sus estrategias, insistió en que el negocio físico no debe estar separado del digital.

Es decir ambos pueden ayudarse para reforzar la experiencia de compra, pues muchos de nosotros checamos las opciones por internet y al estar seguros vamos a la tienda para cerrar la compra, y hay quienes hacen justamente lo contrario.

   Paso a paso

Sé que en 10 años mis clientes van a seguir queriendo precios bajos y entregas rápidas”

, citó Moglia a Jeff Bezos, el fundador de Amazon, y hoy el hombre más adinerado del mundo.
Basado en este personaje sugirió a los participantes que, siempre y antes de seguir avanzando en su plan de negocio en línea, se pongan a pensar: ¿Cuál es tu círculo virtuoso?

Que no es otra cosa que lo que va permitir que su negocio crezca, si no tienen definida la meta, van a estar desorientados, perdiendo mucho dinero y tiempo.
 

Amazon se basa en el concepto de un círculo virtuoso centrado en el cliente. La idea fue esbozada en una servilleta por Jeff Bezos, el CEO de Amazon, y sigue siendo uno de los pilares de la empresa, el que por muchos años fue su secreto mejor guardado.

No quieran comerse la ballena de un solo bocado, vayan de a poco tanto en su oferta de producto, como en sus alcances”, dijo Moglia.

Recordó que el liderazgo de Amazon comenzó siendo un portal que inició con la venta de libros, un producto que no fue al azar, sino con mucha inteligencia pues nadie está interesado en probar y luego verse cómo le queda un libro, como sí sucede con par de zapatos o un traje.

Saber simplemente quién era el autor o cuál el título de obra que se buscaba, facilitaba que la gente comprara en línea. Además Bezos tenía claro de que su competencia eran únicamente dos distribuidoras y ambas tenían un stock corto de opciones.

  Para recordar

Otro tema que nunca deberá olvidar un emprendedor en línea es que la venta no termina una vez que el cliente obtiene su producto, pues lo ideal es que a partir de ese momento en sus próximas compras no busque otras opciones, y vaya directamente a tu sitio.

Y hablando de sitio Moglia recomendó invertir en una buena página de venta pensada en un móvil que se adapte a la computadora de escritorio, y no viceversa; ya que luego suelen ser de mala calidad en teléfonos inteligentes en mercados como el de México, por ellos los usuarios prefieren entrar a una computadora para realizar su compra. 

En el caso de una aplicación dijo que deben analizar si realmente el producto o servicio que ofrece la requiere, porque además de ser muy costosa, pocos usuarios terminan utilizando a menos que lo requieren constantemente.

En esta nota:

Y tú, ¿qué opinas?