Espectáculos

Fallece quien fuera pareja de Juan José “Pepillo” Origel por 10 años, de VIH

Luis Ernesto Romo Gutiérrez, quien fue pareja sentimental por diez años del periodista de espectáculos Juan José “Pepillo” Origel, murió, al parecer a causa del VIH.

Avatar del

Por: Redacción

Fallece quien fuera pareja de Juan José “Pepillo” Origel por 10 años, de VIH

Fallece quien fuera pareja de Juan José “Pepillo” Origel por 10 años, de VIH

México.- Luis Ernesto Romo Gutiérrez, quien fuera la pareja sentimental del periodista leonés Juan José Origel, conocido como “Pepillo”, por diez años, murió, al parecer a causa del VIH.

Ambos fueron pareja por más de diez años y se rumora que su deceso se debió a que Romo padecía del virus de VIH, según informa el Diario Basta!.

Fue el mismo Ernesto quien dio a conocer hace algunos años su relación con Origel a través de una entrevista, reveló detalles de cómo fue su relación y cuándo los presentaron.

Se conocieron en 1997 en un bar de la Ciudad de México, de ahí comenzaron a salir, su relación se formalizó y convivieron por espacio de una década.

Lo conocí en el 97 en un bar, a partir de ahí empezamos a salir, fue todo como amigos y a partir de ahí comenzó una relación de aproximadamente unos diez años, una relación íntima, fuimos pareja. Sí hubo amor, mucho amor”, expresó en esa ocasión sobre su romance con el periodista de espectáculos.

Luis Ernesto era originario de Aguascalientes, donde se llevó a cabo su funeral al que asistió su familia, amigos cercanos y quien fuera su pareja hasta el día de su muerte.

Por 10 años lo amé intensamente... y lo extraño”, dijo Luis Ernesto, en una ocasión.

Trascendió que Juan José Origel no asistió a darle el último adiós a su ex pareja.

"Yo me la pasé muy bien con él, viajábamos mucho juntos y en la intimidad es muy simpático, me hacía mucho reír, siempre estábamos riendo, era muy tierno... él me buscaba porque yo era como su balance...”, contó en alguna ocasión Luis Ernesto.

Lo que más le gustaba de “Pepillo” Origel era su atractivo, pues lo consideraba bien parecido.

Y tú, ¿qué opinas?