Noticias

Buscan concretar declaratoria de emergencia ambiental en presa Endhó

Semarnath y su homóloga federal tuvieron una reunión para afinar la Agenda Ambiental en Hidalgo, que será presentada al Ejecutivo nacional.
 

Avatar del

Por: Joselyn Sánchez

Foto: Facebook Photography Hidalgo, México

Foto: Facebook Photography Hidalgo, México

Benjamín Rico Moreno, titular de la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales de Hidalgo (Semarnath), se reunió con su contraparte federal para afinar la agenda ambiental en la entidad, que permitirá concretar la declaratoria de emergencia en la presa Endhó.

Durante entrevista, el funcionario estatal comentó que desde hace semanas han trabajado en la agenda ambiental con diversos actores políticos y agrupaciones civiles serias, como Movimiento Social por la Tierra (MST).

El funcionario estatal mencionó que ayer realizaron la primera reunión interinstitucional donde comenzaron a afinar la agenda ambiental para presentarla a Víctor Manuel Toledo, titular de Semarnat, quien a su vez la mostrará al Ejecutivo federal con la finalidad de hacer el decreto de emergencia ambiental.

El secretario de Medio Ambiente de Hidalgo explicó que dicha agenda contempla acciones para resolver la contaminación no solo del agua, sino también de la atmósfera y suelo, las cuales serán realizadas en corto, mediano y largo plazo.

Rico Moreno puntualizó que los pasos que plantean en corto plazo tienen que ver con la atención a problemas que afectan directamente la salud de pobladores ribereños de la presa Endhó, para lo cual realizan estudios en coordinación con el MST.

Explicó que luego de conocer que pozos ribereños tienen presencia de metales pesados, preparan proyectos para colocar plantas potabilizadoras de agua donde sean requeridas o reubiquen las existentes, según sea necesario.

A mediano plazo proyectan contar con plantas tratadoras de aguas residuales para evitar vaciarlas en el río Tula, por lo que también retomarán dicho proyecto pero sin revestimiento total, únicamente colocarían concreto en puntos críticos por el cambio de dirección o pendientes.

Asimismo, contemplan colectores marginales para que los 11 municipios de la zona dejen de verter sus aguas en el río Tula y el líquido sea proporcionado a la Comisión Federal de Electricidad (CFE) y la Refinería para ser tratado y ocupado en sus procesos.

En el largo plazo consideran la construcción de la planta tratadora El Caracol, ubicada en los límites territoriales entre la capital del país y el Estado de México para que el agua que llega a la región sea totalmente saneada porque actualmente solo es sometida a proceso 65 por ciento, dijo.

Además, para evitar baja productividad en tierras de labranza por disminución de nutrientes en el agua, plantean tecnificar el campo y con ello abrir la posibilidad de sembrar vegetales y hortalizas.

Se está proponiendo la modificación de la Ley General de Protección al Ambiente para que en el ámbito de la responsabilidad, el Gobierno del estado también nos permita opinar en cuanto a permisos para caleras y diversas empresas del ramo federal”.

Finalmente, también contemplan la propuesta de que la cuenca Tula-Tepeji sea incorporada a la del Valle de México para que en tiempo de contingencia apliquen las mismas medidas contra niveles de polución.

En esta nota:

Y tú, ¿qué opinas?