Opinión

Asteriscos - Hidalgo

EDICIÓN 378

Avatar del

Por: Redacción

***
Una vez que se dio a conocer que la vivienda del director de Protección Civil, Bomberos y Gestión Integral de Riesgos de Pachuca, Hugo León Cruz, no cuenta con medidores de luz y agua, sus vecinos denunciaron ahora que irónicamente el funcionario tiene dos perros en la azotea sin el menor cuidado, así como cinco autos viejos y descompuestos a la entrada de su casa ¡vaya incongruencia!

***
Mientras tanto en Ixmiquilpan, donde cualquier cosa puede ocurrir, surgieron ya los “Uber patito” o “Uber pirata”, que son autos particulares cuyos propietarios se anuncian en redes sociales para realizar viajes nocturnos a precios muy por debajo del tarifario, lo que ha puesto en jaque a los taxistas, Además, el servicio que ofrecen estos espontáneos es foráneo, a otros municipios.

***
El síndrome de San Pedro ataca a varios alcaldes de Hidalgo, por aquello de negar a sus amigos. Primero fue Raúl Camacho al deslindarse del temido Jarocho, quien está ahora tras las rejas y recientemente Raúl Badillo de Huejutla mandó decir que no conoce a Augusto ‘N’, quien fue detenido en Veracruz y se ostentó como empleado particular en la constructora del munícipe surgido del PES.

***
Cada vez son más los alcaldes descubiertos en “el año de Hidalgo”, ahora se trata del siempre polémico mandamás de Santiago de Anaya, Jorge Aldana Camargo quien tuvo a bien aumentarse 9 mil 570 pesos para lograr una percepción mensual de 61 mil 630 pesos por sus cuestionados servicios y como no es buen tiburón el que no salpica, sus regidores ganarán 32 mil 407 pesos. ¡Qué barato!  

***
Y si pretende estacionar su automóvil en las calles de Guerrero y Xicoténcatl, en el centro de la capital hidalguense, tenga cuidado, pues desde ayer fueron reactivados los 30 parquímetros que habían sido castigados por la antes Profeco, ahora Odeco, y que finalmente accedió a reactivar los cobros por estacionamiento, así que no se confíe, no se vaya a hacer acreedor a una jugosa multa. 

ACLARACIÓN
Los comentarios expresados en esta columna de opinión no son una información noticiosa o necesariamente verídica. Forman parte de los dichos, trascendidos o comentarios que se escuchan en los pasillos políticos, gubernamentales y sociales.

Y tú, ¿qué opinas?