Noticias

China ya tiene dos hospitales para coronavirus... y las muertes siguen subiendo

Ayer se informó que han fallecido 563 personas, mientras que se abrió el segundo hospital construido para tratar los casos de pacientes con coronavirus.

Avatar del

Por: AP

Hoy comenzó el traslado de personas con síntomas leves del coronavirus al nuevos hospital. Foto: AP

Hoy comenzó el traslado de personas con síntomas leves del coronavirus al nuevos hospital. Foto: AP

Beijing, China.- China concluyó hoy la construcción de un segundo hospital para aislar y tratar a los enfermos del coronavirus que ha matado a más de 560 personas y sigue diseminándose, trastorna los viajes y la vida de la gente y provoca miedo por la economía.

Se suministrará una nueva droga antiviral a un grupo de gente y comenzó el traslado de personas con síntomas leves del coronavirus a hospitales improvisados en centros deportivos, salas de exposición y otros espacios públicos.

El sistema de salud pública de la ciudad de Wuhan, donde se detectó por primera vez el brote en diciembre, está abrumado por los millares de enfermos.

El hospital nuevo con mil 500 camas se inauguró días después que otro centro médico con mil camas con salas prefabricadas y cuartos de aislamiento empezó a recibir enfermos.

Otros centros de tratamientos tenían hileras de catres sencillos alineados en salas enormes. Wuhan cuenta además con otros 132 sitios de cuarentena con más de 12 mil 500 camas, según la agencia noticiosa oficial Xinhua.

Más muertos

Las autoridades chinas informaron de 563 muertes y un nuevo aumento de casos confirmados a 28 mil 18. Fuera de China continental, se han confirmado al menos 260 casos, dos de ellos fatales, uno en Hong Kong y otro en Filipinas.

En tanto, trabajadores de hospital en Hong Kong iniciaron su cuarto día de huelga en reclamo del cierre de la frontera con el continente. La jefa del gobierno, Carrie Lam, anunció 14 días de cuarentena para todos los viajeros que arriban del continente, pero se negó a cerrar la frontera totalmente.

En esta nota:

Y tú, ¿qué opinas?