Tienen en México empleo precario 35 millones y solo 9 millones un empleo formal

La evaluación del Semáforo de Trabajo Digno arrojó que solo 9 millones de personas tienen empleo formal en condiciones mínimas de dignidad.

Avatar del

Por: Redacción

Desempleo y trabajo precario en México. Foto: El Universal

Desempleo y trabajo precario en México. Foto: El Universal

Ciudad de México.- El coordinador de Acción Ciudadana Frente a la Pobreza, Rogelio Gómez advirtió que en México, el semáforo del trabajo está en rojo, pues 35.3 millones de personas laboran de manera precaria y 24.6 millones se encuentran fuera del mercado laboral.


Los resultados del Semáforo de Trabajo Digno, que evalúa la situación laboral de la población productiva, presentó que a marzo de 2021 estaba integrada por 75 millones de personas, según la Encuesta Nacional de Ocupación y Empleo del Inegi.


El ejercicio arrojó que sólo 9 millones de personas tienen empleo formal en condiciones mínimas de dignidad, es decir, con seguridad social y un ingreso suficiente para adquirir la canasta familiar —equivalente al costo de dos canastas básicas—, lo que significó ganar más de 7 mil 500 pesos al mes, en marzo pasado.


En semáforo amarillo están 35.3 millones de personas que trabajan de manera precaria, pues carecen de seguridad social o no tienen ingresos para adquirir la canasta familiar. Adicionalmente, 24 millones 600 mil personas se encuentran en rojo, pues están excluidas del mercado laboral, es decir, no están empleadas, pero están en edad y condición de trabajar.

 

Dos grupos de desempleados

En las personas excluidas hay dos subconjuntos: los desempleados, que son alrededor de 10 millones y que incluyen a desocupados como personas no económicamente activas, pero disponibles de trabajar.


El segundo grupo comprende a quienes no pueden buscar trabajo remunerado por sus responsabilidades domésticas, pero laboran en el hogar de manera no remunerada. De este segmento, 95% son mujeres.


La difícil situación del mercado laboral ya existía antes de la pandemia, dijo Gómez.
Explicó que hay tres raíces del deterioro, una tiene que ver con un círculo vicioso: la exclusión y precariedad presionan la oferta de trabajo y al mismo tiempo crean condiciones para una mayor exclusión y precariedad.


En segundo lugar, hay millones de personas con trabajo asalariado que carecen de condiciones mínimas de defensa, pues 52% de la población ocupada no cuenta con un contrato estable, mientras que 86% se encuentra sin afiliación sindical.
La tercera raíz es la informalidad laboral, ya que 32.1 millones trabajan sin afiliación a la seguridad social.

(Información de agencia El Universal)

AIC

En esta nota:

Y tú, ¿qué opinas?