Noticias

Recorte en campo perjudica al Bajío

El pago del programa Producción para el Bienestar ya no será entregado a agricultores.

Por: Redaccion AM

La producción comercial de maíz, sorgo, trigo y soya, entre otros, se verá afectada con esta medida. Foto: Agencia Reforma.

La producción comercial de maíz, sorgo, trigo y soya, entre otros, se verá afectada con esta medida. Foto: Agencia Reforma.

Tras cobijar a pequeños agricultores de autoconsumo con mayores precios y sin obligarlos a mejorar su productividad, ahora el Gobierno federal comenzó a quitar apoyos a medianos y grandes productores comerciales, los que abastecen al País, y busca quitarles más.

La Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural (Sader) publicó recientemente en el Diario Oficial de la Federación que a partir de este año los agricultores con más de 5 hectáreas de riego y con más de 20 en temporal, ya no recibirán el pago del programa Producción para el Bienestar (antes Proagro Productivo, sucesor del Procampo).

Hasta el año pasado el límite máximo a apoyar era de 80 hectáreas, tanto en temporal como en riego.

Eliminan un estrato

El programa operaba tres estratos de productores beneficiarios: los de autoconsumo, los de transición y los comerciales, pero a partir del 2019 eliminó a estos últimos.

La bolsa que repartirá el Gobierno a los beneficiarios del programa es de 9 mil millones de pesos, que con los 6 mil millones destinados a precios de garantía, habrá para pequeños productores y de autoconsumo 15 mil millones.

Asociaciones de productores comerciales agrícolas y analistas advirtieron que los Estados del Norte y El Bajío -los principales productores de maíz, sorgo, trigo y soya- son los que resentirán el mayor golpe, pues casi la totalidad de los cultivos son de riego y el promedio de superficie por predio es de 15 hectáreas.

Repercusiones estatales

En Nuevo León, por ejemplo, Manuel Velarde, presidente de la Asociación de Agricultores de Anáhuac, expuso que en ese municipio unos 800 agricultores resultaron afectados con esa medida, ya que la superficie media por parcela es de unas 12 hectáreas y casi todas son de riego.

En Tamaulipas, Rogelio Moreno, presidente de la Asociación Agrícola de Matamoros, alertó que las nuevas reglas perjudicarán al 61% de los predios cultivables de esa entidad, a un 80% de hectáreas y a un 51% de los agricultores.

Además de la quita de ese apoyo, Rubén Chávez, productor de maíz en Chihuahua, aseguró que la Sader busca reducir hasta un 60% el tope de hectáreas que reciben apoyo condicionado para la compra de coberturas de precios para la siembra de maíz, trigo y otros granos del programa Agricultura por Contrato.

Financiamiento

Destacó que la mayor parte de la producción comercial de granos opera con este esquema y que es necesario para obtener un financiamiento bancario para la siembra.

“El Gobierno no nos da certidumbre para sembrar, la Sader nos dice que probablemente van aceptar hasta 60 o 40 hectáreas para apoyar con las coberturas, cuando el año pasado los topes que teníamos eran de 100 hectáreas en riego y 200 en temporal.

“Si lo hacen, van provocar que la siembra y la producción baje en esa proporción. El Gobierno quiere que los productores de autoconsumo mejoren la autosuficiencia alimentaria, lo que será a muy largo plazo, y a la agricultura comercial le está quitando los apoyos, es una tontería”.


TODOS LEEN:

-Hoy los bancos estarán cerrados

-VIDEO. Destina Gobierno Federal 400 mdp para búsqueda de desaparecidos

-Frío en Guanajuato podría llegar hasta los 0°

-Disfrutan del último domingo de la 'fiesta de León'

En esta nota:
  • campo
  • agroapecuario
  • gobierno federal
  • apoyos
  • sader
  • secretaria agricultura

Comentarios