Noticias

Refinería de Dos Bocas tiene 98% de probabilidades de ser un fracaso: IMCO

El Instituto Mexicano para la Competitividad (IMCO) recomendó al Gobierno Federal suspender la refinería Dos Bocas, pues el proyecto no es rentable y podrá empeorar la situación económica de Pemex.

Avatar del

Por: Redacción

Refinería de Dos Bocas generaría más gastos que ganancias, opina IMCO. Foto: @Refineria2Bocas

Refinería de Dos Bocas generaría más gastos que ganancias, opina IMCO. Foto: @Refineria2Bocas

El Instituto Mexicano para la Competitividad (IMCO) señaló que la refinería de Dos Bocas, Tabasco, tiene sólo 2% de probabilidades de ser una inversión exitosa, por lo que recomendaron la suspensión del proyecto.

A través de un comunicado de prensa, IMCO informó que creó una simulación del futuro financiero de la refinería en 30 mil escenarios, donde concluyeron que genera más gastos que beneficios para Pemex.

Es por ello que hicieron la propuesta al gobierno federal de cancelar la refinería de Dos Bocas y redirigir los 160 millones de pesos que se tienen previstos invertir en ella en otras actividades que generen valor a Pemex, como la exploración y producción.

Cinco razones

IMCO publicó una infografía en la que resume en 5 puntos concretos el porqué construir la refinería de Dos Bocas es un error, los cuáles son:

  1. En el mundo hay una disminución en la demanda de hidrocarburos y un aumento por energías limpias.
  2. En 2017 se utilizó menos de la mitad de la capacidad instalada de las refinerías mexicanas. Es decir, con las refinerías actuales se puede aumentar la producción de refinados.
  3. La refinación de petróleo es la etapa menos rentable de la cadena de valor.
  4. Los costos de inversión y los tiempos de construcción para un proyecto de esta naturaleza son muy altos y volátiles.
  5. La producción de crudo en México ha caído en los últimos 18 años. De continuar así, Pemex tendría que importar petróleo para abastecer a la nueva refinería.

Puedes leer el reporte completo de IMCO aquí.

En esta nota:

Y tú, ¿qué opinas?