Noticias

Tras perder elección en 2018, el PRI rentó patrullas a sobreprecio

Un contrato anómalo por el arrendamiento de mil 500 patrullas por adjudicación directa a la empresa Integra Arrenda es de 4 mil 156 millones de pesos.

Avatar del

Por: Agencia Reforma

Unas mil 500 patrullas fueron rentadas por la Policía Federal en 2018, tras las elecciones. Foto: Agencia Reforma

Unas mil 500 patrullas fueron rentadas por la Policía Federal en 2018, tras las elecciones. Foto: Agencia Reforma

CDMX.- Una semana después de que el PRI perdió la elección en julio del 2018, la Policía Federal arrendó patrullas con sobreprecios con un contrato anómalo, tramitado de manera expedita y que incluso no fue cumplido cabalmente por el proveedor.

La Fiscalía General de la República (FGR) y la Secretaría de la Función Pública (SFP) investigan ahora esas anomalías en el arrendamiento de mil 500 patrullas para la PF y que autorizó la Secretaría de Gobernación con una adjudicación directa.

El contrato fue adjudicado a la empresa Integra Arrenda, de Grupo Andrade, por un monto total de 4 mil 156 millones de pesos hasta el año 2021.

Según las investigaciones, los montos del contrato se pactaron con sobreprecios y, además, hubo incumplimientos en la entrega y en las características y equipamiento pactado para las patrullas, y que en su momento no fueron sancionados por los funcionarios de la Comisión Nacional de Seguridad, adscrita a la Segob.

Las camionetas rentadas

El contrato SEGOB/PF/SG/CSG/DGRM/C060/2018 establece el arrendamiento de 100 patrullas Pick ups doble cabina blindadas RAM 2500 Heavy Duty modelo 2018; otros 800 autos Dodge Charger 2018, y 600 Pick ups RAM 2500 SLT sin blindaje.

Fuentes de la Secretaría de Seguridad Pública que encabeza Alfonso Durazo afirmaron a Reforma que la dependencia también solicitó a la SFP indagar qué funcionarios dieron luz verde al millonario contrato plurianual.

El acuerdo fue firmado por Héctor Martínez Cordero, secretario general de la PF, y funcionarios de la Coordinación de Servicios Generales, de la Dirección de Recursos Materiales, y de la Dirección de Transportes de la PF.

Argumentación de la PF

Para la adjudicación directa, la PF argumentó que convocar a una licitación pública y divulgar las características de las patrullas podría poner en riesgo a los federales y ser blancos de ataques y atentados.

Con ese pretexto, la Federal realizó una "investigación de mercado" y durante 4 días solicitó cotizaciones a 5 empresas, una de ellas con domicilio fantasma y otra a un pequeño negocio de renta de autos en una zona popular de Cuernavaca.

Según las indagatorias, los exfuncionarias podrían estar vinculados a delitos de corrupción administrativa, cohecho y abuso de atribuciones.

El contrato se firmó para su arranque el 9 de julio del 2018 con un anticipo de 194 millones 795 mil 227 pesos; compromiso de dos pagos anuales en 2020 y 2021 de mil 584 millones 750 mil 240 pesos cada uno, y una liquidación final por 792 millones 375 mil 120 pesos, en la terminación del contrato pactado para el 7 de julio del 2021.

Las mil 500 patrullas, según el contrato, fueron distribuidas en las 32 coordinaciones estatales de la PF en el País, con pólizas de 3 millones de pesos por evento y un seguro de muerte por 150 mil pesos por cada ocupante.

En esta nota:

Y tú, ¿qué opinas?