Opinión

Abogar por los abogados

Con su habilidad natural para narrar, el abogado Paulino Lorea llama al Gobierno del Estado a poner los ojos en sus colegas litigantes.

Avatar del

Por: Enrique Gómez Orozco

Con su habilidad natural para narrar, el abogado Paulino Lorea llama al Gobierno del Estado a poner los ojos en sus colegas litigantes. En León, los juzgados cumplen casi 3 meses cerrados. El mismo tiempo que la mayoría de los profesionistas independientes no obtienen ingresos. De la mayoría de los litigantes dependen secretarias y ayudantes; tienen que pagar renta de sus despachos y muchos no cuentan con las reservas necesarias para sobrevivir la pandemia.

La petición transmitida por un noticiero de “La Poderosa” fue agradecida por el gremio a Lorea, quien se atreve, de buena fe, a pedir por sus compañeros.

No es que pida por mí, sino por 250 a 400 abogados de la ciudad. Con créditos de 100 a 600 mil pesos sería suficiente para que salgan de aprietos”.

Los créditos pueden otorgarse igual que a los pequeños empresarios, con plazo y una tasa blanda del 10% que se podría reducir si el pago es puntual. Con 100 millones se aliviaría a los profesionistas que estén en orden con sus pagos cedulares. Aún no sabemos cuándo se regularizará el trabajo en los juzgados y la ayuda puede representar el salvavidas en medio de la tormenta.

Pero también hay otros profesionistas independientes que ven sus ingresos reducidos como los agentes inmobiliarios; los meseros que sirven en fiestas y bodas; carpinteros y contratistas de la construcción. Todos la están pasando mal. Qué decir de sus ayudantes.

El abanico de apoyos debe ampliarse para que nadie se quede atrás. El penalista Lorea se da cuenta del agobio por las conversaciones que los grupos afines de profesionistas tienen en las redes sociales y en WhatsApp. Algunos comenzaron a empeñar sus bienes y otros ya no pueden pagar la renta o la hipoteca de la casa. Lo mismo sucede entre otros grupos de pequeños empresarios independientes.

Basta que el Gobierno escuche a los colegios de profesionistas como el de abogados para recibir solicitudes. Hay el riesgo de que parte de los créditos vayan a fondo perdido, pero eso no importa. La mayoría de los profesionistas independientes se levantará con el “crédito puente”; verá el futuro en forma distinta y tendrá gratitud por esa línea de salvamento.

Los préstamos pueden suscribirse en todo Guanajuato y dar preferencia a quienes hayan pagado impuestos. Un incentivo para quienes cumplen. Muchos amigos y lectores preguntan: ¿cuánto tiempo durará esto?, ¿cómo saldremos librados? La única respuesta honesta es: no sabemos. Por eso hay que apurar el paso y hacer que no crezca el golpe a la economía de las familias.

Sabemos que en Estados Unidos, a pesar de las manifestaciones y la guerra política por la elección que viene, la recesión ya toca fondo. Los signos vitales de la economía apuntan a un rebote según los especialistas del mercado de valores.

En México, las semanas se alargan mientras la curva crece sin que haya un domador confiable. Los estados tienen una mejor política de apoyo a sus gobernados y Guanajuato está en la mejor posición financiera para extender brazos de ayuda a los ciudadanos. Si no es ahora, ¿cuándo?

Opinión

Opinión en tu buzón

Deja tu correo y recibe gratis las columnas editoriales de AM, de lunes a domingo

8am
En esta nota:

Y tú, ¿qué opinas?