Soy Fiera
Soy Fiera

'Nos quedamos en ceros': Cubeteros cuentan cómo sobreviven sin los juegos del León

Desde marzo, los vendedores de cerveza se quedaron sin espectáculos deportivos

Avatar del

Por: Ituriel Pérez

El Nou Camp tiene 94 días sin un juego a puerta abierta. Archivo.

El Nou Camp tiene 94 días sin un juego a puerta abierta. Archivo.

León.- El ingreso para cubeteros y vendedores de comida ha sido nulo desde que el 15 de marzo la Liga MX anunció el parón en el Clausura 2020.

Según testimonios de los vendedores, en las tribunas de las puertas 5 y 10 (Sol) trabajan alrededor de 140 personas.

“Desde marzo, que fue el último partido, nos quedamos en ceros, ya no hubo partidos”, comentó uno de los vendedores de comida.

En las puertas 7 y 8 trabajan entre 30 y 40 personas en cada tribuna y el ingreso depende del tipo de partido, pues naturalmente, entre más aficionados, más venta.

Fuentes cercanas a la logística de venta comentaron que por parte de la directiva del Club no les dieron más información sobre la temporada, pero confían en que volver el próximo torneo para trabajar.

“Cuando las cosas nos normales, nos juntamos todos los vendedores el jueves antes de cada juego y nos ponemos de acuerdo para la venta, aunque ya tiene meses que no hay nada”, comentó uno de los vendedores, quien pidió guardar su identidad.

Le buscan por todas partes

Un ingreso aproximado de 3 mil pesos por cada partido que León juega en casa es lo que los llamados “cubeteros” reciben normalmente y que desde marzo simplemente ya no han tenido.

Comúnmente citados tres horas antes de que iniciara cada partido, sus funciones iban desde picar hielo, llenar los contenedores con cerveza  y por supuesto su venta, además de llevarse algunas propinas por limpiar los asientos para los aficionados.

Los coloquialmente conocidos como  “cubeteros” han decidido buscar otras fuentes de ingreso, que van desde trabajar en negocios como ferreterías hasta ciber cafés. Negocios que según cuentan, han resurgido debido a las exigencias de la cuarentena.

“Como no sabemos cuándo va a volver el trabajo, algunos tienen que pedir prestado para salir adelante y pues a esperar que todo regrese a lo normal”, contó uno de ellos.

Ninguno de los vendedores tiene un sueldo base, ni dependen directamente del Club León o de la cervecera dueña de la concesión de venta en el Nou Camp.

En esta nota:
8am

Recibe gratis por email las 8 noticias esenciales de AM, antes de las 8:00 a.m.

8am

Y tú, ¿qué opinas?