¿Romperán la maldición? Inglaterra jugará la final de la Eurocopa 2021

Por: Regina Yépez

El cuadro de Gareth Southgate venció a Dinamarca con un polémico penal

Harry Kane marcó el penal que le dio a Inglaterra el boleto a la final(Foto: Twitter Euro)

Harry Kane marcó el penal que le dio a Inglaterra el boleto a la final | Foto: Twitter Euro

El 2021 se ha encargado de romper maleficios en temas futbolísticos y la Eurocopa 2021 no ha sido la excepción, pues por primera vez en la historia de este certamen, Inglaterra jugará la final aunque no sin cierta polémica.

En un partido que se alargó a tiempos extras en la cancha de Wembley y que concluyó con un penal del que se hablará un tiempo, el cuadro de Gareth Southgate venció con un marcador de 2-1 a Dinamarca y protagonizará junto con Italia la final del torneo este domingo.

Fácilmente, el duelo que se llevó a cabo este miércoles podría considerarse una final, pues tanto ingleses como daneses jugaron al límite durante los 120 minutos y, sobre todo los daneses con Kasper Schmeichel, ilusionaron a su afición por el buen juego realizado y por haber conseguido la ventaja en el tanteador con el golazo de Mikkel Damsgaard.

Cuando se cumplía la primera media hora del encuentro, y después de que Inglaterra dominara por conducto de Raheem Sterling, Damsgaard aprovechó una pelota parada para darle la ventaja a Dinamarca.

El joven de la Sampdoria dio cátedra en el golpeo de balón y cobró de manera perfecta para superar no sólo a la barrera, también a Jordan Pickford que no habría podido hacer nada aunque se hubiera lanzado a tiempo para contener el balón.

Dinamarca explotó después de la anotación, rompieron una racha de más de 200 minutos de Inglaterra sin recibir gol y además tuvieron en el arco a Schmeichel, dueño de un apellido legendario que hizo mucho en mantener viva la esperanza de su equipo,

El arquero realizó un par de atajadas que salvaron a los daneses, aunque no pudo hacer más cuando al 39’ de tiempo corrido, una jugada entre Kane y Saka, terminó en el arco gracias a Simon Kjaer, que marcó un autogol.

El primer tiempo finalizó con el empate y el complemento mantuvo la tónica, un duelo cerrado con pocas opciones frente al arco y que se alargó a los tiempos extras para encontrar al segundo finalista.

Inglaterra se notaba mejor en esta última media hora aunque Dinamarca se mantenía bien parado atrás y muy preciso, desafortunadamente, en una jugada polémica en la que el árbitro marcó un penal, los de Southgate se fueron al frente en el tanteador.

Sterling cayó en el área luego de un leve contacto de un zaguero danés, la jugada pasó al VAR pero el equipo de árbitros confirmó la pena máxima que convirtió Harry Kane en el rebote, pues Schmeichel había atajado el primer disparo.

En esta nota:

Y tú, ¿qué opinas?

Te podría interesar