Viral

Cazadora publica fotos con sus presas y la amenazan con asesinar a su bebé

Kate Small es una enfermera apasionada de la cacería, que ha recibido amenazas de muerte en su contra, contra su bebé e incluso contra sus perros, por publicar sus presas en Instagram.

Avatar del

Por: Redacción

Kate Small ha recibido cientos de amenazas de muerte en su contra, en contra de su bebé e incluso contra su bebé de un año, por su gusto por la cacería. Foto: Instagram

Kate Small ha recibido cientos de amenazas de muerte en su contra, en contra de su bebé e incluso contra su bebé de un año, por su gusto por la cacería. Foto: Instagram

Estados Unidos.- Kate Small es una enfermera de profesión y cazadora por pasión. La joven madre soltera gusta de presumir los resultados de sus cacerías en Instagram, pero esto le ha ganado un fuerte odio por parte de defensores de los animales, que incluso han amenazado con poner "a su bebé en una licuadora".

Con 27,000 seguidores en Instagram, Small publica frecuentemente fotografías con sus armas o con los cádaveres de los animales que caza.

A pesar de que la enfermera afirma que todo lo ha hecho de manera legal y ética, los comentarios criticando su práctica se cuentan por miles e incluso ha recibido amenazas de muerte tanto en su contra como en contra de su hija de un año.

Da clic en la estrella seguir y te mantendremos informado de todos tus temas preferidos

"He recibido cientos de amenazas de muerte. Gente diciendo cosas que nunca le diría ni a mi peor enemigo. Cientos de personas amenazando con violar y asesinar a mi hija de un año. Incluso recuerdo a una persona diciéndome: 'Voy a poner a tu bebé en una licuadora y disfrutar de sus gritos'", contó al periódico Unilad.

Small afirma que también la han amenazado con matar a sus perros o a ella misma, pero que trata de utilizar el humor para enfrentar estas amenazas.

Normalmente me rió de las amenazas, si estas amenazando a alguien que caza grandes depredadores para vivir, no debes ser muy listo", afirma.

Defiende la cacería

Kate defiende su pasión por la cacería pues asegura que, a excepción de los lobos, nunca mata a ningún animal del que no tenga planeado alimentarse.

"Me gusta saber exactamente de donde viene mi comida y no sólo eso, si no que me gusta esforzarme mucho por conseguirla. Me gusta ser capaz de proveer alimentos orgánicos y nutritivos para mi familia", compartió.

La enfermera asegura que le gustaría enseñarle el mismo gusto por la cacería a su hija Finley y que espera que más mujeres se involucren en esta práctica.

Aunque normalmente caza en su natal Idaho, en Estados Unidos, Kate ha viajado tan lejos como Sudáfrica para perseguir a sus presas.

En esta nota:

Y tú, ¿qué opinas?