Vivir+

¿Siempre estás exhausto? Podría ser por agotamiento emocional

Si sientes una constante pesadez o cansancio que te impide realizar tus actividades con normalidad, podrías estar sufriendo de agotamiento emocional.

Avatar del

Por: Redacción

Sufrir agotamiento emocional puede aumentar los riesgos de caer en una crisis depresiva. Foto ilustrativa: Pixabay

Sufrir agotamiento emocional puede aumentar los riesgos de caer en una crisis depresiva. Foto ilustrativa: Pixabay

Si eres de las personas que se sienten constantemente exhausto, independientemente de tu nivel de actividad, es posible que estés sufriendo de agotamiento emocional.

De acuerdo con investigadores como la profesora Anna Katharina Schaffner, investigadora de la Universidad de Kent, que consideran que el agotamiento emocional podría ser un nuevo padecimiento moderno.

Da clic en la estrella seguir y te mantendremos informado de todos tus temas preferidos

De acuerdo con Noticieros Televisa, el agotamiento emocional puede caracterizarse por una enorme pesadez que impide realizar casi cualquier tarea. Este cansancio podría sumarse a apatía y una profunda desilusión por el entorno.

No es depresión

Es importante mencionar que la depresión y el agotamiento emocional no son lo mismo, aunque sufrir de agotamiento emocional aumenta las posibilidades de desarrollar una crisis depresiva.

El agotamiento emocional suele ser causado por el entorno, la falta de descanso, los malos hábitos, la falta de ejercicio, disgusto por las actividades diarias y, en general, una sensación de hartazgo.

Por su parte, la depresión es un un trastorno mental que genera decaimiento anímico y una serie de síntomas sobre las funciones psíquicas de quien la padece.

En entrevista para BBC, Schaffner mencionó que las investigaciones sobre este padecimiento aún son nuevas, por lo que si crees que podrías tenerlo, es importante que acudas a terapias cognitivo-conductuales  para identificar lo que consume tu energía y poder trabajar en ello.

Las curas para el agotamiento son específicas. Tienes que saber lo que consume tu energía y lo que la restaura… Lo importante es definir los límites entre trabajo y placer”.

En esta nota:

Y tú, ¿qué opinas?