Noticias

60 años cantando a los enamorados

El mariachi J. Dolores ha presenciado desde romanticismo hasta cubetazos de agua fría.

Por:

J. Dolores Rangel Gonz

J. Dolores Rangel Gonz

Con su música, J. Dolores Rangel González, quien tiene 60 años como mariachi, ha unido los corazones de cientos de enamorados con canciones como “Paloma Querida”, de José Alfredo Jiménez.
“Por el día que llegaste a mi vida Paloma Querida me puse a brindar, y al sentirme un poquito tomado pensando en tus labios me dio por cantar...”.
“Esta fue la última canción que cantamos para un joven que entregó el anillo de compromiso a su novia, aquí en el Jardín de la Unión”, subraya Dolores Rangel.
Este fundador del Mariachi Santa Rosa recuerda que en la música no todo es miel sobre hojuelas, porque en ocasiones la música molesta y son retirados a cubetazos de agua y otras veces llegan las pedradas.
Rangel González es vecino de la Hacienda de Luna, y siempre ha sido mariachi “y de los buenos”, comenta en tono de broma. Mientras descansa en una banca del Jardín de la Unión.
.¿Cuánto tiene de mariachi?
. Tengo 60 años trabajando en la música.
. ¿Cómo empezó?
. Yo tocaba el guitarrón, luego me pasé al violín y es lo que seguimos tocando.
. ¿Cómo aprendió?
. Algunos de mis maestros fueron integrantes de la Banda del Estado, cuando comencé a aprender tenía 14 años de edad. Me invitaron a aprender y le seguí.
Hemos tocado en todas las ferias del estado de Guanajuato y otros estados, también estuve en la Ciudad de México donde trabajé en el Amanecer Tapatío.
También soy de los fundadores del Mariachi Santa Rosa, en el año de 1953.
.¿Qué significa para usted la música?
. Es una cosa muy bonita, yo toco y canto, canto de todo. Cuando mi esposa era mi novia le llevaba serenata. Vamos a seguir aquí hasta que podamos.
.¿Cuando llevan serenata, siempre son bien recibidos?
. Cuando íbamos a dar serenata había ocasiones que nos echaban agua, otras veces nos apedreaban, ya ve cómo son los muchachos.
Incluso la misma gente grande se molestaba, porque eran la una o 2 de la mañana y la gente grande se molesta porque les interrumpen el sueño.
.¿También hubo quien pidió la mano de su novia acompañado del mariachi?
. Aquí mismo en el kiosko del Jardín de la Unión ha habido pedimentos, las canciones son diferentes, no siempre es la misma canción.
La última fue la de Paloma Querida, esa le gustaba a la pareja.
.¿Ser mariachi es algo indescriptible, volvería a hacer mariachi?
. Sí, aunque si volviera a ser mariachi estudiaría más música, es una recomendación a los jóvenes, porque tocamos de todo, pero no tenemos mucha preparación.- señala J. Dolores a quien sus amigos conocen como “El Trolebús”, quien tiene 77 años de vida y sigue cantando y tocando el violín.

En esta nota:
  • Comunidad