Noticias

Artesanos de Guanajuato destacan por su creatividad

Se cuentan ya historias de éxito por parte de los creadores de verdaderas obras guanajuatenses; aprecian sus productos en el interior de nuestro País

Por:

Alejandro Villanueva Quiroz, innovador en la fabricaci

Alejandro Villanueva Quiroz, innovador en la fabricaci

Entre historias de éxito y de esfuerzo personal, los artesanos de Guanajuato demuestran que la capacitación, el trabajo en grupo, además de la creatividad, son aspectos fundamentales para el éxito de sus negocios.
Virginia González Álvarez es un ejemplo de que “cuando se quiere se puede”. Ella se dedica a elaborar canastas y diversas figuras a base de fibra de carrizo, su trabajo es muy laborioso; se inicia con la preparación de la materia prima y concluye en esas obras de arte, representadas por canastas de varios tamaños. Utiliza más de 4 horas en todo el proceso, y normalmente el pago es raquítico. Una canasta pequeña la vende en 3 pesos, y las grandes hasta en 30 ó 40. A pesar del mal pago, ella, igual que otras integrantes del grupo “Mujeres de la Congregación de Cieneguilla, Tierra Blanca”, se capacitan para comercializar mejor sus productos.
Otro caso es el de Diana Camacho, quien ha logrado que sus rebozos lleguen a tiendas de París y Milán. “Esto se logró porque en una exposición realizada aquí en Guanajuato, los clientes se pusieron en contacto conmigo, ya hora estamos en el proceso de elaboración para surtir los pedidos”. En especial las tiendas europeas se interesan por los rebozos de seda y algodón.
Hace 18 años Alejandro Villanueva comenzó a vender en la vía pública bolsas y pulseras de piel, ahora ya tiene un establecimiento propio en San Fernando, sus productos son diseños únicos, con la marca “Alearte”, que se vende bien, según comentó. “Los turistas nacionales y extranjeros compran bolsas, carteras y las pulseras, incluso, los estadounidenses que viven en San Miguel de Allende, cuando regresan a su País han solicitado pedidos especiales, entonces puedo presumir que mis productos llegan a Estados Unidos”.
Pascual Cabrera Calzada es un verdadero maestro en la elaboración de piezas de cerámica, tiene su taller en Ladera de San Clemente, pero también da clases de alfarería en algunos municipios como Xichú: “Es muy bonito dar clases a los niños, son mis alumnos preferidos porque ponen atención y son muy creativos”. Don Pascual nunca falta en las exposiciones como la que actualmente se instaló en la Casa de las Artesanías, ubicada en la Plaza de la Paz; “aquí llegan buenos clientes, yo no exporto porque me hacen falta algunos documentos para entregar facturas, pero algún día lo haré”.
Necesaria la capacitación.
Juan José Álvarez Bruneliere, presidente del Consejo Coordinador Empresarial, explicó que los artesanos deben capacitarse en aspectos legales, de administración y comercialización, “aprender a ser empresarios, es fácil, sobre todo cuando se tiene el apoyo gubernamental”. “Nosotros mismos, con la elaboración de figuras de vidrio soplado, nos fuimos preparando para mejorar en calidad y diseño nuestros productos, pero no descuidamos la otra parte, que es la capacitación administrativa”. Yo estoy convencido de que las artesanías son un buen producto para hacer negocios”.
Ayer en la Casa de las Artesanías se inauguró la exposición con la que se pretende hacer que los productores se pongan en contacto con posibles compradores. También se busca capacitar a los artesanos, respecto a ello, Guillermo Romero Pacheco, subsecretario de Fomento a la Micro, Pequeña y Mediana Empresa, de la Secretaría de Desarrollo Económico, comentó : “además de buscar siempre modelos innovadores, de hacer cosas bellas como las que producen, los artesanos deben preocuparse por la comercialización, para que aprendan a vender en forma justa, y para ello, nosotros podemos ayudarles”.

En esta nota:
  • artesanía