Noticias

Reconocen al crítico literario, Tzvetan Todorov

El escritor recibió la Presea Cervantina por su destacada contribución literaria.

Por:

Tzvetan Todorov recibi

Tzvetan Todorov recibi

El crítico literario Tzvetan Todorov agradeció a la Fundación Cervantina de México y al Museo Iconográfico del Quijote por otorgarle la Presea Cervantina, a ello aseguró que no se siente digno de recibir dicha distinción  porque considera que es una reconocimiento pensado para escritores, especialistas e investigadores latinoamericanos, por otra parte, el primero en recibirlo fue el sociólgo y filósofo francés, Edgar Morin.
El escritor comentó que cuando se enteró del reconocimiento hizo una reflexión sobre el  premio, la fundación y su trabajo. Durante su explicación en inglés, francés y español señaló que el hablar en los tres idiomas es la representación de lo que esta pasando en el mundo, donde ya no podemos quedar inversos en una sola cultura.
Destacó las diferentes perspectivas que surgieron en los años 70´s y 80´s respecto a su trabajo, que además fue parte de la investigación de varios especialistas. En ese entonces el estudiaba la parte del estructuralismo, pero todo cambio después de visitar México. Recordó que fue en 1978  cuando visitó por primera vez la  ciudad de México, para dar un curso sobre teoría literaria,  ese entonces empezó a leer libros sobre la historia del país, sobre todo de la conquista.
De esa manera se dio cuenta que no bastaba con hacer una reflexión sobre la escitura o literatura, si no sobre el sujeto que se estaba hablando y leyendo. “Reconocí mis propias experiencias como exiliado en Francia, proyectándolo sobre la gran escenografía de la historia en la conquista mexicana, por el encuentro de estás dos tan diferentes culturas”.
Comentó que la unión entre dos culturas fue el detonante para continuar sus estudios durante los próximos diez años. Entonces escribió su primer libro sobre la conquista y otro segundo llamado “Los otros y nosotros”. A partir de ése punto se dio cuenta que no estaba impactado de la vida misma, si no de la vida literaria.
El escritor  también habló sobre la conquista española, momento en que distinguió que había una gran diferencia entre las dos culturas, sus percepciones sobre la vida y el mundo eran completamente diferentes, los pueblos indígenas tenían el interés de estar en armonía con el cosmos, mientras que Cortés y los conquistadores no estaban preocupados en lo absoluto por una armonía universal.
“Lo que ellos buscaban era lograr un proyecto pragmático, estaban bien capacitados porque en Europa habían tenido varios encuentros con diferentes culturas”.
Agregó que hoy en día no podemos quedarnos conformes con este tipo de comunicación que se dio en Europa en el siglo XVI y XVII y que continúo durante los siglos siguientes. “Tenemos que recuperar está parte que tenían los precolombinos, ser armoniosos con el resto del mundo”.
En relación a sus estudios de semiótica, lliteratura, lingüistica, filosofía y política platicó sobre sus últimos dos libros, uno dedicado al pintor español Goya,  personaje que habla un idioma universal a través de las imágenes. El pintor estuvo conectado con las ideas de la ilustración, tiempo en que España fue invadida por el ejército de Napoleón. Su último libro está enfocado en la política, “es un libro que habla sobre los peligros que amenazan a la democracia como las dictaduras políticas”.
Onofre Sánchez Menchero, director del Museo Iconográfico del Quijote platicó que fue en noviembre del año pasado cuando se dio a conocer que Tzvetan Todorov fue el escritor postulado a recibir la Presea Cervantina, en ese entonces el premio era el Menéndez Pelayo,  sin embargo sus organizadores decidieron honrar al comunicólogo y publicista, Eulalio Ferrer
Destacó que el premio no está destinado a especialistas cervantistas, “La institución no es una universidad, un cuerpo académico, es un cuerpo cultural y de divulgación del arte y de la literatura (...) se trata de premiar a alguien que tenga un perfil parecido al de Eulalio Ferrer hacia las humanidades, la comunicación, la literatura que él siempre  propicio. No fue un especialista, fue un apasionado de Cervantes”, refiriéndose a Ferrer.
Al final, Todorov escribió unas palabras en el libro “Don Quijote de la Mancha” que perteneció a Eulalio Ferrer, donde además yacen las firmas de otros personajes como Octavio Paz y EdgarMorin.

En esta nota:
  • Crítico literario