Opinión

Asteriscos - Hidalgo

EDICIÓN 341

Avatar del

Por: Redacción

***
Ante la complacencia de las autoridades de Zimapán, la delincuencia se ha apropiado de la carretera México-Laredo en el tramo que circunda esa demarcación. Casualmente todo mundo sabe de la presencia de los saqueadores de caminos menos ellos. Los ladrones obstruyen el paso con piedras para detener el andar de los vehículos y entonces poder asaltarlos.


***
Los “ratones de casa” que robaron por encargo una computadora con información electoral del Comité Directivo Municipal del PRI en Actopan podrían estar vinculados con gente que no milita ya en el otrora poderoso, pero que durante su jugosa estancia orquestaron sistemáticamente ataques contra algunas correligionarias, como la que padeció incluso agresiones a su vivienda.

***
Y hablando del partido tricolor, su comisión política permanente aprovechó el fin de semana largo para sesionar. Según la cúpula priista se aprobaron grandes estrategias electorales de cara al proceso para renovar los 84 ayuntamientos de Hidalgo, quizá hayan ya recobrado la fórmula mágica para levantarse de la lona durante las próximas votaciones municipales.


***
Al que se le hizo fácil dar la de ocho y ahora no sería raro que lo mandaran llamar para compartir lo que sabe, es el secretario de Organización de Morena, Luis Enrique Cadena García pues dicen que quien conoce algo y no lo denuncia se convierte en cómplice. Si el dirigente partidista asegura que en Hidalgo existe delincuencia organizada, quizá conozca quienes la integran.


***
Al diputado local por Tepeapulco, Jorge Mayorga Olvera, aquel que comparó la tauromaquia con la interrupción del embarazo y le valió tremenda reprimenda, no se le quita lo ocurrente, ahora promocionó el Buen Fin, pero con paz a meses sin intereses, rebajas de violencia y ofertas de justicia. Con esa ligereza aborda este representante los temas más apremiantes para los hidalguenses.

ACLARACIÓN:
Los comentarios expresados en esta columna de opinión no son una información noticiosa o necesariamente verídica. Forman parte de los dichos, trascendidos o comentarios que se escuchan en los pasillos políticos, gubernamentales y sociales.

Y tú, ¿qué opinas?