Se enfría festejo del amor

Las bajas temperaturas opacaron un poco el Día del Amor y de la Amistad, pues el termómetro ha registrado hasta 2°C.
domingo, 15 de febrero de 2015 · 00:00

El fin de semana de corazones ardientes con motivo del Día del Amor y la Amistad, se vio opacado por las bajas temperaturas y las lloviznas que se registraron en el centro del país debido a la entrada del frete frío 35 que afecta a gran parte de la República Mexicana.
Incluso estas condiciones climatológicas prevalecerán durante los próximos días según el reporte hidroclimatológico de la Comisión Nacional del Agua.
“Continuarán las temperaturas frías por la mañana y noche con heladas en las zonas altas del estado y los días se presentarán frescos a templados. Habrá cielo medio nublado a nublado y la probabilidad de lluvias continuará en la mayor parte del estado con viento de intensidad moderada y algunas rachas fuertes en dirección noreste”.
Según el pronóstico, la temperatura máxima en la zona norte del estado será de 19 a 21 grados y la mínima de 3 a 5, mientras que en la zona centro y sur será de 21 a 33 grados la máxima y la mínima de 5 a 7.
En relación a las temperaturas máximas y mínimas registradas en las últimas horas, la mayor fue de 29 grados en Irapuato y en San Miguel Octopan, Celaya; y la mínima de 2 grados en Dolores Hidalgo.
Por otro lado, las enfermedades respiratorias se generan en gran medida por los cambios bruscos de temperatura, así como por la falta de previsión para salir bien abrigado.
Entre las enfermedades que se presentan principalmente están las rinifaringitis, faringitis aguda, faringoamigdalitis, sinutis, bronquitis, amigdalitis y neumonías que son los cuadros habituales, además del catarro común, gripe o influenza.
En caso de presentarse síntomas de enfermedades respiratorias leves, es necesario guardar reposo, consumir líquidos y alimentos nutritivos y si se presentan dificultades para respirar acudir con el médico.

... Pero lo disfrutan con toda felicidad

El mejor momento de una persona es cuando vive el amor en todas sus dimensiones.
Amor a la vida, a la pareja, a los hijos, a la familia, a su trabajo, a lo que sea que le traiga felicidad y le genere endorfinas, coincidieron especialistas.
Las endorfinas son la hormona de la felicidad y se genera en el cerebro y no en el corazón, dijo el doctor Mariano González.
Expertos señalaron que tener la sensación de enamoramiento genera un estado de felicidad, que es bueno para la salud, pero hay que saberlo manejar para que no se caiga en una codependencia.
“Las endorfinas son unas hormonas que actúan como neurotransmisores y que aumentan en los momentos placenteros de la vida. Los sentimientos no se generan en el corazón, sino en el cerebro.
“Eric Fromm decía que cada vez se estaba deshumanizando más la sociedad, que cada día existe un materialismo más grande y más grave, que se está olvidando lo más importante del hombre que es el amor. Se está viviendo una sociedad materialista, una sociedad que está perdiendo la fe y al perder la fe se pierde el amor, la esperanza”, dijo el doctor Mariano González.
La psicóloga Katia Rodríguez manifestó que hay quienes dicen que el amor es una droga, pues genera endorfinas y cuando ya no se tienen causan problemas en las personas.
Explicó que la endorfina es una de varias sustancias que elabora el cuerpo y que puede aliviar el dolor y dar sensación de bienestar.
Algunas acciones que las personas pueden tener para generar endorfinas y sentirse felices es realizar cualquier ejercicio, reír diariamente, bailar y cantar; pero sobre todo tomar la vida con una actitud positiva.
El especialista dijo que aunque el amor genera felicidad, la realidad es que ésta se debe encontrar en sí mismo y no en algo externo o ajeno a la persona.
“Yo decido estar feliz con lo que vivo, con lo que tengo, con esta máxima creo que puede decidir estar feliz en cualquier circunstancia. Yo debo mentalizarme que la felicidad es una decisión propia”, indicó.
Señaló que cuando la gente se hace consciente de que la felicidad es una decisión propia, la persona se vuelve responsable de sí mismo y autónomo.
Y es que decidiendo ser feliz se puede tener una autoestima elevada y a pesar de los tropiezos o momentos no gratos, poder seguir adelante, sin estar esperanzado a algún producto, artículo, lugar, actividad o persona.

Otras Noticias