Superdeportivo

'Rompió paradigmas', los motivos por los que Matosas se ve con más porte

Desde su llegada en 2011 al futbol mexicano, a Gustavo Matosas se le han visto diferentes cambios, con los cuales ha ganado presencia y porte. 

Avatar del

Por: Omar López Gómez

De 2012, cuando Matosas consiguió el ascenso con León, a 2019 con Atlético de San Luis, el técnico ha ganado estilo. Fotos: MexSport

De 2012, cuando Matosas consiguió el ascenso con León, a 2019 con Atlético de San Luis, el técnico ha ganado estilo. Fotos: MexSport

León, Guanajuato.- El uruguayo Gustavo Matosas llegó a León el 23 de septiembre del 2011, quizá, sin saber que con su llegada a tierra guanajuatense cambiaría el rumbo del Club León, su afición e incluso su imagen personal.

En las primeras apariciones de Gustavo Cristian Matosas Paidón se le vio con un estilo muy clásico que venía manejando desde su participación como director técnico de los Gallos Blancos del Querétaro.

Luma Hernández, consultora internacional en imagen integral, define los primeros días de Matosas en León como tradicional, con una mayoría de actos profesionales, portando trajes en colores obscuros en combinación con camisas en tonos contrastantes pero clásicos.

La ciudad de León es un antes y después en la imagen de Matosas; llegó sin barba, con la cara afeitada al ras y al dejar la ciudad y el equipo lo hizo con una barba que se volvió uno de sus atractivos principales”, dijo la también especialista en imagen masculina.

Gustavo Matosas en 2013

'Rompió paradigmas'

A la par de sus aciertos en la cancha con sus jugadores, el técnico también fue anotando puntos positivos en su imagen personal.

Los accesorios se volvieron más recurrentes, al grado de convertirse en parte importante y característica de su vestimenta. Pulsera de piel, collares de cuentas, anillos, gafas de sol, chalecos y pañuelos en el bolsillo de su saco los adoptó para su día a día.

Es un hombre que rompió y sigue rompiendo paradigmas en la imagen masculina, al atreverse a sumar accesorios a su imagen, ya que nos estamos acostumbrados a ver a un caballero portándolos”.

El uso de estos complementos hizo que la imagen tradicional de Matosas a sus 44 años, se volviera más creativa, algo que la experta considera un acierto al tratarse de una figura pública deportiva.

Conforme pasaba el tiempo era más común ver una imagen más jovial. Fue apostando por colores opuestos al negro, gris y marino, sobre todo en los partidos del León como visitante, en los que fue combinando su calzado con cintos con hebillas de marcas como Louis Vuitton, Hermès y Ferragamo.

Gustavo Matosas en 2014

De un estilo clásico o tradicional Matosas comenzó a migrar a semiformal con el apoyo de jeans de mezclilla, calzado casual, camisas con estampados y blazers.

En el 2014, en su último torneo al frente del León, Matosas ya era un referente de tendencias y estilo elegante-sport.

En el caso de Matosas en cuanto a sus prendas refleja en con sus accesorios un toque dramático y creativo, con las telas y estampados va de lo clásico a elegante-sport; y en su físico al ser una persona alta de 1.85 centímetros, forma de rosto y por cuerpo complexión el yang su lado masculino y el yin es su parte seductora con barba y la personalidad que proyecta”, añadió Luma Hernández.

La experta define la evolución del uruguayo como positiva, al ser una persona que ha ido forjando su estilo y reforzándolo día con día, como un hombre atractivo y jovial.

Se llevó el estilo

Al convertirse en Águila del América, en 2015, Gustavo Matosas no dejó el estilo en el que venía trabajando en los últimos años, y el uso del escudo oficial en las prendas no le fue un impedimento para seguir vistiéndose como a él le gustaba, ya que en sus sacos y blazer mandó bordar la insignia del Club América, aunque sólo le hayan servido un torneo.

En su paso por el Atlas; Al-Hilal F. C., de Arabia Saudita; Club Cerro Porteño, de Paraguay y Club Estudiantes de La Plata, de Argentina se vio una imagen constante en el uruguayo fiel al estilo que definió en tierras guanajuatenses.

Como director de la Selección de Costa Rica, en el año reciente se le vio con mayor frecuencia con lentes de pasta mate en color rojo, material que proyecta ser más accesible y creativo y el tono ayuda a la empatía y frescura.

Gustavo Matosas, en su llegada a Atlético de San Luis

A su llegada nuevamente a tierras mexicanas, ahora para dirigir el Atlético de San Luis, sus antejos oftalmológicos no faltan, ni siquiera en su presentación oficial, en la que se dejó ver con un bajo contraste en su vestimenta.

El análisis

  1. Puede tener un bajo contraste al usar rosa y beige, que lo hace ver más accesible y cercano.
  2. También puede aparecer con un alto contraste, como con rojo y negro, que denotan poder y lejanía.
  3. Por sus características físicas, ha hecho un buen uso del azul marino, negro, gris y ahora con los lentes rojos que le favorecen.
  4. El color azul en sus diferentes tonalidades, sobre todo el marino, es uno de los más usados por el exjugador, muy acorde a su profesión, ya que significa liderazgo y confianza.

En general su imagen es clásica, pero ha sabido sacarle provecho a los accesorios con los que les da un toque dramático y creativo a sus atuendos. Los detalles hacen la diferencia”, dijo Luma Hernández, consultora internacional en imagen integral

En esta nota:

Y tú, ¿qué opinas?