Buscar

Día Internacional de la Mujer y la Niña en la Ciencia: Mujeres para el futuro

En conmemoración del Día Internacional de la Mujer y la Niña en la Ciencia, tres estudiantes del Tec de Monterrey campus León platican de sus proyectos

Escrito en Ciencia el
Día Internacional de la Mujer y la Niña en la Ciencia: Mujeres para el futuro
Día Internacional de la Mujer y la Niña en la Ciencia: Mujeres para el futuro
Día Internacional de la Mujer y la Niña en la Ciencia: Mujeres para el futuro
Día Internacional de la Mujer y la Niña en la Ciencia: Mujeres para el futuro

Hace apenas 9 años, la UNESCO decidió establecer el 11 de febrero como el Día Internacional de la Mujer y la Niña en la Ciencia, como un recordatorio de la importancia de la paridad de género en este ámbito. 

Cada día son más las niñas y mujeres que desde temprana edad se interesan por estudiar el mundo que les rodea de manera científica, y que a veces les cuesta abrirse pasos al ser un área mayormente dominada por hombres.

Según datos de la propia UNESCO, apenas el 33.3% de los investigadores mundiales son mujeres y de la población estudiantil mundial, sólo el 35% de las mujeres eligen carrera del campo denominado STEM (Science, Technology, Engineering and Mathematics) por sus siglas en inglés que significan ciencias, tecnología, ingeniería y matemáticas.

Para conmemorar este día y darle voz a las jóvenes que están iniciando su camino en las ciencias, Periódico AM platicó con estudiantes del Tec de Monterrey Campus León, quienes forman parte del grupo “Women for the future”, asociación estudiantil encargada de difundir la ciencia entre alumnas de todas las carreras.

 

Women for the future

Este grupo se fundó hace unos años en el Tec de Monterrey Campus Guadalajara, pero no se quedó ahí, sino que se convirtió en una iniciativa que se expandió a varias ciudades del país.

En 2021 llegó a León y desde entonces las chicas que se han integrado ahí, mayormente estudiantes de mecatrónica, se han dedicado a difundir la ciencia y el papel de la mujer en las ingenierías, pues ellas mismas se han encontrado con el desequilibrio de ingreso de hombres y mujeres a las ingenierías.

Con la finalidad de atraer a más mujeres al área STEM, este grupo organiza para las chicas de prepa y universidad, pláticas con ingenieras egresadas de la institución que platican sobre su vida laboral.

También se organizan mentorías con ingenieras encargadas de proyectos en distintas empresas, que ayudan a que las chicas se vayan relacionando con estos medios.

Otro de los proyectos que realiza esta agrupación son actividades dinámicas en campamentos donde se enseña programación e incluso se representan problemas matemáticos de la vida real para que puedan resolverlos.

Aunque por el momento este grupo dirige sus actividades sólo a las estudiantes del Tec de Monterrey, uno de sus principales objetivos para este año es llevar su labor a otras escuelas, para que más mujeres y niñas comiencen a interesarse por las ingenierías a temprana edad.

 

Carolina Cano.

Carolina Cano

La estudiante del sexto semestre de Ingeniería Industrial y de Sistemas es actualmente la presidenta de Women for the future. Originaria de San Felipe Guanajuato y la única mujer entre cuatro hermanos, encontró su pasión por la programación en la prepa y también gracias al ejemplo de su hermano Ricardo, quien estudió ingeniería.

“En mi preparatoria existían distintas especialidades y la que más me llamó la atención fue programación, por lo que me gradué con el título de técnica en programación. 

Cuando elegí mi carrera, Ingeniería Industrial fue la que más llamó mi atención porque abarcaba todas las ramas, pero no voy a mentir, en primer semestre comencé a pensar que era muy difícil y que no tenía los mismos conocimientos que los hombres, pues éramos muy poquitas mujeres.

Pero mi directora de carrera habló conmigo y al ver todo lo que podría lograr con esta carrera me emocioné”, contó Carolina. 

Después de unas cuantas dudas, la futura ingeniera comenzó a descubrir sus habilidades e incluso a participar en competencias de mecatrónica. Esta gran movilidad la llevó a involucrarse en más eventos, desde la participación hasta la organización, como la del Concurso Internacional de Ciencias que se llevará a cabo este mes en el Campus León. 

El año pasado, junto a su directora de carrera y otras compañeras, realizó el campamento “Exploradoras de código”, donde fungió como mentora de programación para chicas de prepa, evento que la marcó, pues ahora quiere seguir acercándose a jovencitas de todos los sectores para que tengan la oportunidad de acercarse a este conocimiento, sin importar su edad o condición social.

“Quiero que todas las niñas que sueñen con conseguir una carrera en el área del STEM crean en sí mismas, en su capacidad para alcanzar cualquier meta. Como mujeres siempre vivimos muchas experiencias que nos interrumpen el camino, pero no importa cuáles sean los desafíos, siempre encontramos una comunidad de apoyo.

Siempre tengan presente que el mundo necesita de su voz y su talento. Nunca subestimen su poder, tengan una mente curiosa y determinada”, expresó.

 

Alondra Torres.

Alondra Torres

La estudiante de Negocios Internacionales ha tenido gusto y cercanía por la ciencia desde que estaba en secundaria, pero lo incierto del panorama para las mujeres en esta área, la llevó a optar por una licenciatura.

Ahora, gracias a su participación en el grupo “Women for the future”, encontró la manera de combinar sus dos pasiones.  

“El hecho de que las mujeres no están muy posicionadas en la ciencia o es muy difícil que entren en algún lado también, me hizo ver el panorama un poco complicado, porque en las carreras de este estilo predomina el género masculino.

Pero siempre me quedé con la espinita de qué hubiera pasado y cuando conocí a Caro que comencé a tener este acercamiento y vinculé todo este conocimiento con mi carrera.

Aunque en mi carrera no es necesario conocer esta información a profundidad, sí hay datos muy relevantes como la composición de los materiales, cómo funcionan ciertos artículos, que nos ayudan en los trámites de exportación, porque la ley se basa en muchos rubros científicos

 Veo este acercamiento como una oportunidad de aprender y de complementar cosas que no veo en mi carrera, pero que me pueden servir para desarrollarme mejor”, platicó Alondra.

De la misma manera, la estudiante aporta al grupo conocimientos que ha adquirido en su licenciatura, como el negocio de los patrocinios y la mercadotecnia, pero la principal función que considera dentro de esta asociación es la de seguir capacitándose para transmitir conocimiento a más niñas y mujeres.

“Yo le diría a todas las niñas que no tengan miedo e incluso, si de primera instancia no pueden o no quieren por ese mismo miedo tomar la decisión de entrar a una ingeniería, investiguen acérquense con otras mujeres que han pasado por lo mismo.

Pero si aun así eligen tomar otro camino, siempre habrá alternativas para demostrar todo lo que las mujeres podemos hacer y las cosas buenas que podemos aportar en el rol que sea”, expresó.


 

Fátima Romero.

Fátima Romero

Con apenas 17 años, la estudiante de PrepaTec se ha abierto un camino importante en la robótica, donde además de desarrollar su conocimiento, ha creado redes importantes de apoyo, mismas que la llevaron a ser vicepresidenta de Women for the future.

Aunque Fátima vio en su hermana, quien estudió ingeniería, el desequilibrio entre hombres y mujeres, asegura que en su generación si se ha notado un cambio, pues en el equipo de robótica al que pertenece son incluso un poco más de chicas que de varones. 

“Mi hermana fue la presidenta de este grupo y ella fue la que me impulsó a seguir en temas de tecnología, gracias a este espacio seguro donde desarrollar mis habilidades.

Además de Women, también pertenezco a otro equipo de robótica en la prepa, aunque mi primer acercamiento formal lo tuve desde sexto de primaria, cuando participé en la convocatoria de Tecnovation, que trata de desarrollar una aplicación con base en un problema social de tu comunidad, participé en 2019 y 2020 y en ambas veces resulté ganadora regional, esa fue una experiencia que me llenó mucho y tuve un gran autodescubrimiento de mis habilidades. Actualmente, soy la líder de diseño en el equipo de robótica para la competencia First”, platicó Fátima.

La joven también asegura que pertenecer a estas comunidades es inspirador porque permite compartir gustos particulares como la robótica y la ingeniería con otras personas, y así ir creando una red de apoyo en el camino para descubrir su vocación. 

“Mi consejo para las niñas sería que aunque sientan un poquito de miedo de entrar a temas de ciencia o ingenierías, que sepan que su aportación siempre va a sumar y que además existen comunidades de mujeres que te impulsan”, finalizó. 

Escrito en Ciencia el
Reportera de la sección de cultura y sociales de Periódico AM en Guanajuato. Se especializa en coberturas de eventos artísticos y culturales, compartiendo el punto de vista del espectador y las historias que rodean cada manifestación artística. Egresada de la Facultad de Letras Españolas de la Universidad Veracruzana. Ha tomado diplomados de Gestión Cultural Creativa, Terapia de Lenguaje y un curso de Periodismo Cultural y Crítica de Arte.

Las 8AM

Recibe gratis por email las 8 noticias esenciales de AM, antes de las 8:00 a.m.

8am